Jade Carey recupera la sonrisa en Tokio-2020

·3 min de lectura

La gimnasta estadounidense Jade Carey se recuperó este lunes de su decepción en salto proclamándose campeona olímpica de suelo en Tokio-2020, sucediendo a su compatriota Simones Biles, cuya reaparición se espera el martes.

Carey se colgó el oro con una puntuación de 14,366, por delante de la veterana italiana de 31 años, Vanessa Ferrari, que fue plata con 14,200 puntos, y que había llegado a la final .

La japonesa Mai Murakami y la rusa Angelina Melnikova compartieron el bronce tras recibir los mismos 14,166 puntos, mientras la brasileña Rebeca Andrade no pudo colgarse una tercera presea en estos Juegos Olímpicos.

La sorpresa de estos Juegos en gimnasia, oro en la modalidad de salto el domingo y plata en el concurso general individual, se quedó a un paso del bronce, con 14,033 puntos.

La victoria devolvió la sonrisa a Carey, a la que se vio más distendida tras la final, después de su decepción de la víspera en la final de salto, donde acabó última.

"Volver después de un día como el de ayer, estoy muy orgullosa de mi misma por haber sido capaz de dejar todo eso atrás y acabar con el que probablemente ha sido el mejor ejercicio de suelo de mi vida", dijo Carey tras su actuación.

Tras un primer salto en el que falló en su carrera y sobrepasó el potro, Carey pareció a punto de abandonar, pero finalmente hizo su segundo salto, tras el que acabó llorando.

Unas lágrimas que se desvanecieron este lunes con su impecable ejercicio de suelo, que le dio el oro para alegría suya y de su compañera Simone Biles, a la que sucedió en lo alto del podio olímpico en esta especialidad.

- A la espera de Biles -

Biles, la estrella del equipo estadounidense, animó a su compañera este lunes a la espera de entrar ella misma en acción el martes en la final de la barra de equilibrio.

La estadounidense, cuatro veces campeona olímpica en Rio-2016 y 19 veces campeona del mundo, sorprendió al mundo al abandonar en mitad de la competición la final del concurso general por equipos el pasado martes aludiendo posteriormente a problemas de ansiedad.

Luego fue declarada baja sucesivamente para la final del concurso general individual, de salto, de barras asimétricas y de suelo, pero permanece inscrita para la última final de barra.

"Nos alegra confirmar que verán a dos gimnastas estadounidenses en la final de barra de equilibrio mañana - Suni Lee y Simone Biles !! Con ganas de seguiros a las dos!", tuiteó la federación estadounidense.

Suni Lee ya se había colgado el oro en el concurso general individual, al que se une el logrado este lunes por Carey a la espera de lo que ocurra el martes en la última final de la gimnasia femenina en Tokio-2020.

- Primer de oro chino en gimnasia -

En la final de anillas masculinas, el gimnasta chino Liu Yang se proclamó campeón olímpico, dando el primero oro en gimnasia a su país.

Liu Yang superó a su compatriota You Hao y al hasta hoy poseedor del título, el griego Eleftherios Petrounias.

Liu Yang, bronce en Rio-2016 por equipos, se colgó el oro con una puntuación de 15,500, lejos de los 15,300 puntos de You Hao y los 15,200 de Petrounias.

Lejos detrás quedó el brasileño Arthur Zanetti, ganador del oro en Londres-2012 y de la plata en Rio-2016 en esta especialidad.

El brasileño acabó en octava y última posición con una puntuación de 14,133.

En la modalidad de salto del potro, el surcoreano Jeahwan Shin se proclamó campeón olímpico, imponiéndose al ruso Denis Abliazin, que se colgó la plata, y al armenio Artur Davtyan, que fue bronce.

Shin, de 23 años, y Abliazin, plata en Rio-2016, lograron la misma media de 14,783 tras sus dos saltos, pero el oro fue para el surcoreano, autor del salto mejor calificado. Davtyan logró una nota de 14,733.

gr/psr

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente