Izquierdista Castillo supera a Keiko Fujimori en sondeo para balotaje en Perú

·2 min de lectura
Los candidatos a la presidencia de Perú Pedro Castillo (izq) y Keiko Fujimori se enfrentarán en balotaje el 6 de junio de 2021

El izquierdista Pedro Castillo supera en intención de voto a la derechista Keiko Fujimori para el balotaje presidencial del próximo 6 de junio en Perú, según un sondeo difundido este domingo por un canal de televisión local, el primero desde las elecciones generales de hace una semana.

Castillo, un maestro de escuela rural, concentra el 42% de la intención de voto, mientras que Keiko Fujimori, hija del encarcelado expresidente Alberto Fujimori, recibe un 31% de las preferencias, señala la encuesta de Ipsos.

Un 16% votaría en blanco o nulo y un 11% no precisó su opción electoral en la consulta, indicó el programa Cuarto Poder de América Televisión que difundió el sondeo.

Ipsos interrogó a 1.204 personas el 15 y 16 de abril, con un margen de error del 2,8%.

Castillo, candidato del partido Perú Libre, encabeza con 19,09% la primera vuelta presidencial y Keiko, de Fuerza Popular, lo escolta con 13,35%, tras escrutarse el 99% de los votos de la elección del domingo, que contó con un récord de 18 candidatos y ningún favorito.

El conteo de votos de la elección presidencial prácticamente terminó, pero el paso de ambos candidatos al balotaje debe ser proclamado por el Jurado Nacional de Elecciones, algo previsto para mayo, según adelantó su jefe, Jorge Luis Salas.

El país, en recesión a causa de la pandemia y políticamente inestable desde 2016 -tuvo con tres presidentes en cinco días en noviembre-, ahora se encamina a un balotaje entre dos postulantes situados en las antípodas y que en conjunto obtuvieron apenas el 32% de los votos en la primera vuelta.

Keiko, de 45 años, defiende el libre mercado mientras Castillo, de 51, aboga por un activo papel económico del Estado, incluso con nacionalizaciones.

Sin embargo, ambos candidatos coinciden en algunos temas: son antiaborto, defienden la familia tradicional, no dan importancia a los reclamos de derechos de la comunidad LGTBI y rechazan el enfoque de género en las escuelas.

Keiko ha dicho que, de convertirse en presidenta, indultará a su padre, quien cumple condena de 25 años por crímenes contra la humanidad y corrupción durante su gobierno (1990-2000).

Ella misma enfrenta un pedido de la fiscalía de 30 años de prisión en un próximo juicio por presunto lavado de dinero y otros cargos en el escándalo de la constructora brasileña Odebrecht.

Adversarios políticos han tratado de ligar a Castillo con Venezuela bajo la administración de Nicolás Maduro. En Perú, viven más de un millón de venezolanos que escaparon de la crisis en ese país.

ljc/mls