Las inundaciones de Pakistán sepultan la salud y la higiene de miles de personas

Desde la falta de baños hasta la desnutrición: la catástrofe climática sucedida en Pakistán deja a la intemperie el bienestar de niños, mujeres, hombres, jóvenes y mayores. Con un tercio del país inundado, las aguas de las inundaciones se convierten en un caldo de cultivo de transmisión de enfermedades, por ejemplo de la polio, endémica en el país.