Intensos bombardeos contra el noroeste de Siria pese al alto el fuego ruso

EFE/EPA/YAHYA NEMAH

Beirut, 10 ene (EFE).- Aviones y helicópteros del Ejército sirio bombardearon hoy el sur de la provincia de Idlib, en el noroeste de Siria y último feudo insurgente en el país, pese a un alto el fuego establecido ayer por Rusia, principal apoyo de Damasco en la ofensiva.

El Observatorio Sirio de Derechos Humanos registró hoy más de 50 ataques aéreos con barriles explosivos lanzados por helicópteros contra la ciudad de Maarat al Numan, así como las poblaciones de Babila, Al Jaradah o Maasran, todas en el sur de Idlib.

Ayer, la agencia oficial rusa TASS informó, citando al general Yuri Borenkov, jefe del Centro Ruso para la Reconciliación en Siria, que "un alto el fuego se había establecido" en Idlib a partir de las 14.00 hora de Moscú (11.00 GMT) de este jueves 9 de enero "acordado con el lado turco".

Sin embargo, Siria no informó de ningún cese de las hostilidades por su parte.

"Pese al acuerdo de alto el fuego ruso-turco anunciado ayer en Idlib, el régimen sirio continúa bombardeando la zona rural del sureste de Idlib, cerca de Maarat al Numan", aseveró hoy en su cuenta de Twitter la Defensa Civil siria, conocidos como los "cascos blancos" y que operan en zonas que escapan al control de Damasco.

Desde septiembre de 2015, Rusia participa activamente en el conflicto de Siria, en apoyo del régimen del presidente sirio Bachar Al Asad, y es su principal apoyo en tierra y aire para las campañas militares.

El pasado 30 de abril comenzaron una ofensiva en Idlib, prácticamente dominada por el Organismo de Liberación del Levante, una alianza islamista en la que está incluida la exfilial siria de Al Qaeda, y principal objetivo de Damasco y Moscú.

Desde entonces ha habido intentos de alto el fuego, como la del pasado 31 de agosto, pero que duró pocas semanas.

Según la ONU, desde mediados del pasado diciembre ha habido al menos 300.000 personas que han dejado sus hogares, sobre todo en el sur de Idlib, donde se está concentrando la ofensiva.

El próximo objetivo de las tropas sirias es la estratégica localidad de Maarat al Numan mientras avanzan hacia el norte de la provincia, fronteriza a Turquía.

Save the Children indicó ayer, jueves, que al menos 9 niños han perecido en la primera semana de 2020, mientras que poblaciones enteras han quedado "vacías" después de que sus habitantes hayan huido de la escalada de violencia.