Indonesia intensifica la búsqueda de las cajas negras del accidente aéreo

Yakarta, 12 ene (EFE).- Los equipos de rescate de Indonesia intensificaron este martes la búsqueda de la cajas negras del avión siniestrado el domingo con 62 personas a bordo, enterradas entre los restos del aparato, mientras siguen recuperando los cuerpos de las víctimas para su identificación.

La Marina indonesia explicó en las redes sociales que se ha logrado acotar un área de no más de 140 metros de largo en el fondo del mar en la que se hallarían las cajas negras, cruciales para determinar las causas del accidente del avión de la aerolínea Sriwajaya que despareció el sábado del radar minutos después de despegar de Yakarta.

"Las cajas negras pueden estar allí, pero no es fácil. Mi experiencia en liderar las operaciones de búsqueda y recate del avión de Lion Air (acaecido en 2018) me dice que recuperarlas lleva tiempo, porque hay muchos restos (del aparato)", señaló hoy el almirante Yudo Margono, comandante de la Marina Indonesia.

En esa tarea, los buzos de la Marina indonesia están este martes concentrando sus esfuerzos en despejar los restos del avión para llevarlos a la superficie, indicó el portal indonesio Tempo.

Entretanto, continúa la tarea de recuperar e identificar los cuerpos de las víctimas y por el momento se han extraído un total de 58 muestras de ADN, informó el portavoz de la Policía, Rusdi Harrono, en una rueda de prensa.

Los equipos forenses identificaron el lunes los primeros restos, y por el momento únicos, de una de las víctimas del accidente, un azafato de 29 años llamado Okky Bisma.

El avión, un Boeing 737-524 matriculado en 1994, se estrelló en el Mar de Java después de haber despegado del Aeropuerto Internacional Sukarno-Hatta, en la capital indonesia, con destino a Pontianak, capital de Borneo Occidental.

Las autoridades anunciaron la tarde del sábado que se había perdido el contacto con el aparato a las 14.40 (hora local, 6:40 GMT), unos trece minutos después del despegue y sin que el Transmisor Localizador de Emergencia (ELT) hubiera emitido aviso alguno.

En aquel momento, el avión había cambiado bruscamente de dirección, lo que suscitó que la torre de control preguntara a los pilotos qué estaba sucediendo cuando, repentinamente, desapareció del radar.

Por el momento, se desconocen las causas del siniestro del avión, en el que viajaban 50 pasajeros, incluidos tres bebés y otros siete menores de edad, y doce tripulantes, todos ellos de nacionalidad indonesia.

(c) Agencia EFE