El fracaso más inesperado de Inditex: la odisea de trabajar para Uterqüe y verte en la calle

·4 min de lectura

Las cuentas previas a la pandemia no iban mal, sobre todo en 2019, el mejor año de Uterqüe desde que Inditex lanzase la marca en 2008 en busca de un cliente, por decirlo así, más exclusivo. Sin embargo, ahora que la compañía de Amancio Ortega ha anunciado que sus tiendas serán cerradas y la marca integrada en Massimo Dutti, varios trabajadores han confirmado a Business Insider España que los rumores de cierre han pendido siempre sobre sus cabezas y que, cuando parecía que la cosa iba mejor, el anuncio les ha dejado en ‘shock’.

Así lucía una de las tiendas de Uterqüe en Madrid en su apertura en 2008. (Foto: REUTERS/Uterque/Handout)
Así lucía una de las tiendas de Uterqüe en Madrid en su apertura en 2008. (Foto: REUTERS/Uterque/Handout)

Las tiendas cierran, pero el catálogo de la marca pasará a estar disponible en algunas de las tiendas Massimo Dutti, no en todas. Una reubicación similar a la que vivieron Zara Home y Zara hace un par de años, como ha recordado Expansión. Sin embargo, el recorrido de Uterqüe ha sido algo distinto. Nacida en 2008, en plena crisis, con la idea de captar a un cliente muy concreto (algunas de sus tiendas se encuentran en barrios considerados de alto poder adquisitivo), cuentan los trabajadores que los rumores han estado presentes durante buena parte de su corta historia. 

“Siempre se especuló con el cierre de la cadena”, ha sentenciado un de esos trabajadores en España que no saben muy bien qué será de su futuro ahora, como han comentado al citado medio. La marca de complementos y moda femenina cerrará todas y cada una de sus 82 tiendas (en 2018 tenía 91) con marzo como fecha límite para ello. Así se lo ha confirmado a Insider el sindicato CGT. A los empleados se les ofrece la posibilidad de ser reubicados en otros locales de la compañía. 

El problema es que, como comenta uno de esos empleados, “esto nos ha pillado de improvisto. Especialmente por lo que nos ofrecen. Nos ofrecen otras tiendas, pero no respetan puestos, ni jornadas, ni condiciones”. Otro añade que “ahora mismo no tenemos información suficiente de nuestro futuro en 2022. Estamos perdidos y en estado de shock”.

Inditex ya anunció hace tiempo que cerraría algunas de sus tiendas, pero Uterqüe parecía haber quedado al margen de ese movimiento de reajuste en sus cuentas. Tras unos años de crecimiento en los medios, con cada vez una mayor presencia de artículos sobre sus lanzamientos o personalidades conocidas mostrando sus diseños (esta misma semana, conocido el cierre, varios medios se hacían eco del look de la marca lucido por Amelia Bono), el cierre no ha dejado de ser una sorpresa de cara al público y a los trabajadores. 

Aunque puede que no lo haya sido tanto para quienes están al día de los movimientos y las estrategias empresariales. Un cambio al frente de la compañía hizo que los rumores de cierre fuesen intensos en 2012 y 2013, pero los resultados crecientes en los ejercicios posteriores parecían haberlos acallado. 2019, el año previo a la pandemia, Uterqüe alcanzaba su récord de beneficios: 115 millones de euros. Un dato que, puesto en perspectiva, es minúsculo en comparación con otras marcas de la casa. En Insider, por ejemplo, los comparan con los 19.500 millones de euros de Zara y los 1.900 millones de euro de Massimo Dutti, la que será su próxima casa.

En declaraciones a dicho medio, fuentes del sector apuntan que “Uterqüe es irrelevante en cuestión de ventas” porque no alcanza ni el 1% del total de Inditex. 2019 fue un buen año, el mejor, pero luego llegó la pandemia y esta acabó con el margen dado hasta el momento. Los beneficios retrocedieron un 35%. Todas perdieron, pero en el caso de esta ha supuesto el cierre general debido ya no solo a un parón en su lento ascenso, sino en que las cifras supusieron un retroceso de cinco años en el camino andado.

Uterqüe, que en sus 13 años ha ido ganando cuota de mercado poco a poco, seguidores en redes sociales y presencia en medios de comunicación merced al interés de algunos famosos por sus piezas, no terminó de despegar del todo. O al menos no lo hizo tanto como cabría esperar y, finalmente, Inditex ha decidido echar el cierre a sus tiendas. Aún así, sus accesorios y ropa femenina seguirán pudiéndose comprar.

A día de hoy, y tras los cierres de 2019, Uterqüe cuenta con un total de 85 tiendas siendo sus principales mercados España, México y Rusia con 28, 18 y 12 locales, respectivamente. Mientras el adiós a las tiendas se produce, algunas revistas de moda ya se han apresurado a dar consejos a sus lectores para que adquieran alguno de sus mejores prendas lamentando el fracaso de una marca que parecía funcionar muy bien a la hora de generar contenidos y seguidores online.

EN VÍDEO | El último invento en las tiendas de Zara pone en jaque a sus trabajadores

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente