Imran Khan compara a Modi con Hitler por sus acciones en la Cachemira india

EFE/EPA/FAROOQ KHAN

Islamabad, 13 ago (EFE).- El primer ministro paquistaní, Imran Khan, comparó este miércoles a su homólogo indio, Narendra Modi, con Adolf Hitler por la derogación del estatus especial de la Cachemira india y el bloqueo de la región, y advirtió a Nueva Delhi de que responderán "10 veces" a cualquier ataque sobre su territorio.

"Lo que Modi está haciendo en Cachemira es como la solución final de Hitler" con los judíos, afirmó Khan en Muzaffarabad, ante la asamblea provincial de Azad Cachemira, la parte de la región que controla Pakistán.

Khan realizó las afirmaciones durante las celebraciones del 72 aniversario de la independencia de Pakistán del Imperio Británico y su partición de la India, dedicadas este año a Cachemira, dividida entre ambos países y por la que han librado dos guerras.

"Hitler era un arrogante y la arrogancia de Modi no es diferente", afirmó el político, que comparó la ideología del hinduismo radical con el nazismo.

"Está ideología, como en el nazismo, incluye la limpieza étnica de los musulmanes en la India", subrayó Khan, en referencia a que Cachemira es la única región de mayoría islámica en una India de mayoría hindú.

El mandatario advirtió además a Modi de que Pakistán y su Ejército están listos para responder a un ataque indio.

"Te lo digo Modi, si tratas de llevar a cabo una pelea, responderemos 10 veces. No toleraremos ninguna violación", avisó Khan, quien aseguró que tienen información de que la India quiere hacer "una operación" en la Cachemira controlada por Pakistán.

Además, indicó que, si "la región va a la guerra, el mundo será responsable" por su inactividad, después de que la semana pasada la India modificará el artículo 370 de la Constitución que establecía el estatus especial por el que esa región gozaba de autonomía constitucional.

Al mismo tiempo, las autoridades indias han impuesto restricciones de seguridad que mantienen desde hace 10 días completamente incomunicados a los habitantes del valle de Cachemira, junto a centenares de arrestos y un refuerzo de la presencia militar con el despliegue de un contingente de 25.000 efectivos.

El Ejecutivo paquistaní respondió con la "rebaja" de sus relaciones diplomáticas con la India y decidió la expulsión del embajador indio en Islamabad, la suspensión del comercio bilateral y la revisión de todos sus acuerdos.

Pakistán solicitó ayer al Consejo de Seguridad de la ONU una reunión de emergencia por la decisión india.

A lo largo de Pakistán se celebraron hoy manifestaciones por las acciones indias en Cachemira, y por las calles de Islamabad y otras ciudades la bandera cachemir, ya eliminada por Delhi, ondeó junto a la paquistaní.