Igualdad activa medidas urgentes ante recorte de penas a agresores sexuales

Madrid, 17 ene (EFE).- La delegada del Gobierno contra la Violencia de Género, Victoria Rosell, ha indicado este martes que el pasado diciembre dio una instrucción para atender en 24 horas a las mujeres que pidan dispositivos telemáticos de control de sus agresores cuando estos vean recortada su pena de prisión en aplicación de la conocida como ley del solo sí es sí.

Según ha señalado en la presentación de la Estrategia estatal para combatir las violencias machistas, comunicó su instrucción al centro encargado de gestionar las alertas, a la Fiscalía y al Consejo General del Poder Judicial (CGPJ). Ningún juez ha ordenado por el momento esta medida de control para estas víctimas.

Según explican fuentes de Igualdad, las medidas de alejamiento de los agresores respecto a las víctimas siguen vigentes tras la salida de prisión e Instituciones Penitenciarias vigila que el hombre las cumpla. Ahora se extienden a estos casos los dispositivos de control que protegen a las víctimas de violencia de género.

Igualdad dio ese paso ante las noticias de revisiones de penas "sorpresivas" para las víctimas y de algunas y excarcelaciones "inesperadas", ha explicado Rosell, quien ha señalado que también se ha abierto a esas víctimas el servicio telefónico de atención y protección para víctimas de la Violencia de Género (Atenpro).

La delegada ha recordado que el objetivo es que todas las víctimas de violencias sexuales tengan acceso a esos servicios a partir de 2024, como estableció la ley de garantía integral de la libertad sexual (la ley del solo si es sí), para lo que se prevé una nueva licitación del servicio este 2023.

Son los jueces quienes pueden ordenar la activación de estos dispositivos cuando dictan una medida de alejamiento del agresor respecto de la víctima y, según ha explicado Rosell, todavía no se ha ordenado ninguno tras su instrucción, que la Fiscal de Sala de violencia sobre la mujer ha trasladado a todas las fiscalías provinciales.

Los dispositivos de control telemático permiten geolocalizar al agresor y generan un señal de alarma cuando se violan las órdenes de alejamiento.

Según ha explicado Rosell, además de ampliar el tipo de víctimas cubiertas, con los fondos europeos se están realizando mejoras tecnológicas en el sistema y se va a desarrollar una aplicación para minimizar la "revictimización" que algunas mujeres han alertado que sufren al tener que llevar le dispositivo telemático.

Los primeros dispositivos se adquirieron en 2009 y a finales de 2022 había activos más de 3.000.

(c) Agencia EFE