Unidas Podemos estalla contra Batet por Alberto Rodríguez: "Prevaricación", "asalto a la democracia", "impresentable"...

·4 min de lectura
Pablo Iglesias, junto a Alberto Rodriguez y Juan Carlos Monedero, en una manifestación en 2016 (Photo: NurPhoto via Getty Images)
Pablo Iglesias, junto a Alberto Rodriguez y Juan Carlos Monedero, en una manifestación en 2016 (Photo: NurPhoto via Getty Images)

Meritxell Batet ha ejecutado el requerimiento del Tribunal Supremo y ha retirado la condición de diputado a Alberto Rodríguez, después de su condena de mes y medio de cárcel (conmutada por una multa). Después de jornadas de cruce de mensajes entre el Alto Tribunal y el Congreso, la presidenta de la Cámara Baja ha comunicado la decisión al hasta ahora parlamentario de Unidas Podemos.

La medida, que recordaba el Supremo que era “obligada” por la condena contra Rodríguez por delito de atentado a un agente de la autoridad en 2014, ha despertado la indignación del partido morado, que ha pasado de las palabras altisonantes a los hechos: se querellará contra la presidenta por prevaricación.

“La legitimidad de las urnas queda en entredicho”, dice el partido

Se esperaba la decisión de Batet, pero la noticia ha caído como una bomba en el seno de Unidas Podemos. De hecho, la propia cuenta oficial ha reaccionado en un tuit muy duro contra la socialista. Desde la sede central creen que Batet “ha abierto la puerta a un camino en el que la legitimidad de las urnas queda en entredicho”.

Antes del mensaje corporativo fue el turno de muchos, muchísimos, pesos pesados. Incluso, de quien fuera el líder y vicepresidente segundo del Gobierno, Pablo Iglesias. A través de Twitter ha culpado a Batet de plegarse a las “presiones de Marchena (presidente de la Sala de lo Penal del Supremo) y la derecha”, “contra el criterio de los letrados del Congreso”.

Iglesias defiende que la presidenta del Congreso “sabe además que el juicio contra Alberto Rodríguez fue impresentable... Como en la República de Weimar, el monstruo avanza con aliados”, remata en referencia velada a la ideología autoritaria que, deja caer, se impone en la Cámara Baja.

Ione Belarra, actual líder de la formación y ministra de Derechos Sociales y Agenda 2030, va más allá y habla de “prevaricación” en la medida. Aquí adelantaba la actuación de su partido, que ha dado a conocer su querella alrededor de las 21:00 horas.

“Alberto Rodriguez fue condenado a pesar de las pruebas que demuestran que él no estuvo allí. El objetivo era quitarle el escaño. El Supremo presiona a la Presidencia del Congreso para retirárselo aunque ambos saben que no es lo que dice la sentencia”, ha escrito en otro tuit nada más conocer la decisión de Batet

Otra representante del Consejo de Ministros, Irene Montero, ha compartido su indignación con los términos “asalto a la democracia”.

La ministra de Igualdad considera que “No hay un solo argumento legal que permita retirar su condición de diputado en base a la sentencia del Supremo” y que detrás de la medida “está la reacción judicial y política más profunda”.

Para Pablo Echenique hay “riesgo de prevaricar” y define la situación con una palabra: “vergüenza”.

El secretario de Programa y portavoz parlamentario de UP, se ha sumado a la protesta colectiva de su formación en defensa de su compañero: “Condenaron a Alberto Rodríguez sin pruebas. Aún así, en la sentencia no figura la retirada del escaño. Hoy Batet ha cedido a las presiones de Marchena y de la (ultra)derecha política y mediática que pedían sangre y, encima, lo ha hecho aún a riesgo de prevaricar”, ha dejado en Twitter.

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente