Francia pedirá que se retrase el "Viernes negro" por la pandemia

Agencia EFE
·2 min de lectura

París, 18 nov (EFE).- El ministro francés de Economía, Bruno Le Maire, aseguró este miércoles que pedirá el retraso de la operación de promociones comerciales conocida como "Viernes negro", prevista para el próximo 27 de noviembre, ante la situación sanitaria causada en el país por la pandemia de COVID-19.

En una comparecencia ante el Senado, Le Maire aseguró que en los próximos días se reunirá con los principales grupos de supermercados y de venta en línea para solicitarles un retraso del "Viernes negro".

"Me pregunto si es una buena fecha para celebrar un 'viernes negro'. Creo que no. Les voy a pedir que sean responsables y examinen todas las posibilidades para retrasar esa fecha que no tiene sentido en las circunstancias actuales", aseguró el ministro.

Le Maire recordó que, a diferencia de las tradicionales rebajas, que están reguladas por los poderes públicos, el "Viernes negro" es una operación comercial privada sobre la que el Gobierno no tiene capacidad de influir.

Pero agregó que la batalla contra el coronavirus atañe a todos, incluido al sector privado, por lo que les pidió que muestren a la altura de la situación.

"Solo ganaremos la batalla contra el virus y la batalla económica si todos nos mostramos responsables. No solo los poderes públicos. También el sector privado y cada uno de nosotros en todo momento", insistió.

El ministro reconoció que muchos sectores efectúan más de la mitad de su facturación en los meses que quedan de año y aseguró que el Gobierno "hace el máximo para que la apertura de los comercios se haga en las mejores condiciones sanitarias y lo antes posible".

Ante la mejora de la situación sanitaria del país y la inversión de la curva de contagios de COVID-19 registrada en los últimos días, el presidente, Emmanuel Macron, puede anunciar la semana próxima la suavización de algunas medidas restrictivas adoptadas el pasado 28 de octubre para luchar contra la pandemia.

Las asociaciones de comerciantes solicitaron que las tiendas no esenciales puedan reabrir antes del 27 de noviembre, para poder aprovechar el "Viernes negro".

El portavoz del Gobierno, Gabriel Attal, aseguró que la decisión no está todavía tomada, pero la intervención de Le Maire hace pensar que las tiendas permanecerán cerradas tras el 27 de noviembre.

(c) Agencia EFE