Hazaña de Arabia Saudita contra Argentina

REUTERS - MARKO DJURICA

La primera sensación de la Copa del Mundo de 2022 fue la victoria de Arabia Saudita sobre Argentina (2-1) el martes 22 de noviembre. La albiceleste comenzó el partido marcando un gol, penalti de Mesi, en el estadio Lusail, pero una estruendosa remontada de los sauditas al principio de la segunda parte les arrebató todo. Los argentinos, que se presentaban como favoritos para este Mundial, se arrodillaron desde el principio.

Informe de Nicolas Bamba

Argentina será recordada como el primer gigante del fútbol mundial que mordió el polvo en este Mundial de Catar. Mientras que Inglaterra y Holanda no fallaron en su debut el lunes, el equipo sudamericano cayó estrepitosamente el martes en el Grupo C contra Arabia Saudita en el estadio Lusail.

Contra un equipo con el que nunca habían perdido, los argentinos tenían la ventaja. Frente a jugadores que juegan casi todos en la liga nacional, el técnico Luis Scaloni había sacado la artillería pesada en ataque con Lautaro Martínez, Ángel Di María y, por supuesto, el capitán Lionel Messi. El número 10 no tardó en poner a su equipo por delante con un penalti obtenido por Leandro Paredes (10').

Lautaro Martínez pensó que podría hacer un doble break, pero el primer gol fue anulado por fuera de juego por el asistente de vídeo. El árbitro no necesitó la tecnología para ver que el delantero estaba de nuevo en fuera de juego en el segundo. En el descanso, Argentina ganaba 1-0 tras unos primeros 45 minutos bastante cerrados.

Al Dawsari marca un golazo de antología


Leer más sobre RFI Español