Quienes hayan pasado el covid podrán ponerse la vacuna de refuerzo cuatro semanas después del contagio

·2 min de lectura
Una enfermera prepara una vacuna (Photo: DANIEL MUNOZ via Getty Images)
Una enfermera prepara una vacuna (Photo: DANIEL MUNOZ via Getty Images)

Sanidad ya ha puesto fecha a la tercera dosis para los menores de 65 que se hayan infectado de covid. El ministerio marca que el refuerzo se administrará no antes de las cuatro semanas de haber sido diagnosticado positivo y a partir de los 6 meses de culminar su pauta completa. En el caso de los vacunados con AstraZeneca o Janssen, el plazo es de tres meses.

El ministerio ha incluido esta nueva decisión en la última actualización de la estrategia de vacunación publicada este miércoles. No obstante, el plazo de seis meses podría verse reducido a tres, trasladan a Efe fuentes cercanas a la ponencia de vacunas.

Desde este órgano se está estudiando la posibilidad de adelantar el refuerzo en la línea de lo que ya han hecho otros países del entorno, aunque la decisión final dependerá de la Comisión de Salud Pública.

La tercera dosis para el colectivo de entre 40 y 65 años, aprobada a mediados de diciembre, no ha estado detallada hasta hoy en la estrategia de vacunación, que en su versión anterior, del 2 de noviembre, mucho antes de la explosión de ómicron, se limitaba a regular la de los mayores de 70 y los internos en residencias.

Ante este escenario pandémico, con las curvas de incidencia y contagios en números nunca antes vistos, la nueva actualización incluye un apartado para aquellas personas de estas edades que estaban ya próximas a recibir su refuerzo estos días -establecido a los seis meses de la segunda dosis- pero que se han visto obligadas a posponerlo por el contagio.

Para este mismo grupo, excluyendo a residentes en centros de personas mayores, los grandes dependientes y personas con condiciones de muy alto riesgo, lo recomendado por la estrategia es que se pongan una sola dosis como primovacunación a las 4 semanas tras la infección.

Sin embargo, por primera vez, abre la puerta a que puedan tener la segunda si necesitan un certificado de vacunación con al menos dos dosis, por ejemplo, por viajes internacionales o estudios.

En este caso, la segunda inyección se considerará como recuerdo si se administra con el mismo plazo de tiempo citado, es decir, cuatro semanas después del diagnóstico y a los seis meses de la infección.

En cuanto a los niños con antecedente de infección se les pondrá una sola dosis a partir de las cuatro semanas después del diagnóstico o fecha de inicio de síntomas; si el contagio se produce entre dosis, se completará la pauta con la segunda tras la recuperación y cuando hayan transcurrido 4 semanas, manteniendo también el intervalo de 8 semanas.

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente