Han varado tantas ballenas que nos hemos quedado sin espacio para enterrarlas

José de Toledo
Han varado tantas ballenas que nos hemos quedado sin espacio para enterrarlas

En lo que llevamos de año han acabado varados y muertos en las playas tantas ballenas que nos estamos quedando sin sitio donde enterrarlas. El ejemplo más claro lo tenemos en Estados Unidos: más de 70 ballenas grises han muerto en playas del estado de Washington, en lo que ya se considera un Evento de Mortandad Inusual – UME por sus siglas en inglés.

[Te puede interesar: Encuentran un “cementerio de ballenas”]

El problema es que no se pueden dejar cadáveres de 12 metros pudriéndose en playas públicas. Así que la NOAA, la rama de la administración norteamericana que se encarga de la pesca, estudios oceanográficos y problemas similares, se ha quedado sin espacios donde llevar los cuerpos varados.

De manera habitual, se sigue un protocolo sencillo. Cuando la NOAA es informada de la presencia de una ballena varada, se desplaza hasta la playa y trata de obtener todos los datos posibles. Y cuando ya lo ha hecho, retira el cadáver a un lugar de propiedad pública pero alejado de la población, para que se descomponga sin generar problemas a la población.

Pero en las ocasiones en que los números son muy altos, el sitio escasea. Si lo pensamos, no es fácil encontrar lugares donde depositar cuerpos de 12 metros, suficientemente alejados de núcleos de población pero cercanos al océano, para que tengan tiempo de descomponerse. Este último dato es importante: deben ser sitios de costa, donde los nutrientes que genera la descomposición puedan volver a su lugar natural, que son los mares y océanos.

[Te puede interesar: ¿Por qué las ballenas están libres de cáncer?]

Así que la solución que han encontrado en Estados Unidos es solicitar ayuda al público. Que aquellos que quieran ceder terrenos aptos para este proceso lo puedan hacer, y así encontrar solución al problema que se les está generando.

Para los dueños de los terrenos, todo este proceso no supone ningún coste. De hecho, el que se haya declarado Evento de Mortandad Inusual permite destinar fondos para transportar los cuerpos de las ballenas varadas, limpiar los terrenos y dejarlo todo a punto para que la naturaleza siga su curso.

Quedaría saber por qué están ocurriendo tantos varamientos de ballenas, qué provoca tal mortandad en estos enormes animales marinos. Los números son sorprendentes, y preocupantes, pero de momento no hay ni siquiera sospechas.

Me enteré leyendo aquí.