Críticas a quienes, en medio de los disturbios en Barcelona, se pusieron a hacerse 'selfies' con las barricadas

La fiebre por el selfie, por el yo estuve allí y alardear de ello en redes sociales ha llegado hasta las movilizaciones en Cataluña contra la sentencia del procés. No son ni una ni dos, sino bastantes más, las fotografías que circulan en Twitter e Instagram de jóvenes que en medio de los disturbios ocurridos en Barcelona decidieron tomarse su tiempo para pararse ante una barricada, una hoguera o aquello que les pareciese más fotogénico y significativo para sacarse una foto. Un comportamiento que ha servido para que muchos critiquen su actitud ante una situación tan compleja y preocupante como la que se está viviendo en las últimas horas en la región. Conviene a clarar que no está demostrado que sus protagonistas sean responsables de los disturbios. Al menos en dos de ellas, quienes aparecen posando son turistas de paso.

El tuitero Miguel Puga Barba (@MiguelPuga44) ha reunido en un par de tuits varias de esas imágenes lamentando el comportamiento de sus protagonistas. “Vamos a echarnos fotos y parecer cool mientras destrozamos la ciudad de Barcelona”, dice en su mensaje, que continúa lamentándose de “que generación, señor, que generación. Los tiempos difíciles crean personas duras, los tiempos fáciles crean esto”.

Recopila es su hilo cinco imágenes sacadas, se entiende, de redes sociales como Twitter e Instagram en las que se ve a jóvenes, en grupo o en solitario, con la cara al descubierto o tapada, posando con las hogueras que anoche hicieron arder Barcelona a sus espaldas. Unos lo hacen sonriendo, otros posando en actitud ¿rebelde? y uno, incluso, haciendo el símbolo de la victoria con los brazos en alto.

Aunque no figura la autoría de las imágenes, una de ellas, la primera, la de un chico y una chica que han pedido a una tercera persona que les saque una foto con el móvil mientras sonríen y posan con la hoguera a sus espaldas fue hecha por el periodista Carlos Garfella Palmer (@CarlosGarfella), autor también de la imagen del repartidor de comida rápida trabajando en mitad de los disturbios.

Postureo y superficialidad han sido dos de los términos más usados y que quizá mejor definen lo que transmiten esos selfies. Un contenido que parece fuera de lugar y que ha hecho que muchos extiendan su crítica no solo a quienes aparecen en las imágenes, sino a toda una generación.

En su mensaje, @MiguelPuga44 y muchos tuiteros más dan por hecho que quienes aparecen en las fotos son los mismos que han provocado el caos en la ciudad, pero lo cierto es que no está claro. Es más, al menos en una de las imágenes sus protagonistas no son ni siquiera de la ciudad, sino de un grupo de gira que se encuentra en Barcelona, como se puede ver en su cuenta de Instagram. Se trata de aquella en la que aparecen cinco personas posando con actitud de ‘malotes’.

Y esta no es la única que siembra la duda sobre a quiénes pertenecen los selfies y si los autores son jóvenes independentistas o no. Otra compartida, de nuevo por Garfella, está contextualizada explicando que se trata de un turista mexicano que quiso inmortalizar el momento.

Algunos jóvenes vieron anoche durante los disturbios en Barcelona una oportunidad perfecta para hacerse un selfie con barricadas de fondo. (Foto: Miquel Llop/NurPhoto via Getty Images)