Hablan los estudiantes confinados en Mallorca: "Esto muy legal no es"

·2 min de lectura
Jovenes confinados en el hotel piden libertad para volver a sus casas (Photo: EFE/ Atienza)
Jovenes confinados en el hotel piden libertad para volver a sus casas (Photo: EFE/ Atienza)

“No sabría si decir secuestro, pero lo que nos están haciendo muy legal no es”. La indignación corre más que el miedo al virus en el hotel Palma Bellver, donde se encuentran confinados forzosamente 249 estudiantes por el macrobrote surgido en Mallorca hace alrededor de dos semanas.

Agarrados a la emergencia sanitaria y con más de 1.300 contagios asociados a la oleada de viajes de fin de curso, la Consellería de Salut tomó una decisión drástica: obligar a hacer cuarentena en el ‘hotel covid’ designado a centenares de personas, positivas o negativas, en contra del criterio de la Fiscalía, que no lo ve “justificado ni proporcionado”.

Desde Salut balear nadie atiende al teléfono para hablar de la cuestión; quienes sí lo hacen son tres de los casi 250 estudiantes encerrados, que dan su particular versión a El HuffPost. Piden volver a casa y se defienden de las acusaciones de “irresponsables” que han venido soportando en los últimos días.

Andrea, María y Laura se ven como “las que pagan el pato” de lo que hicieron “otros”. Deberán quedarse en sus habitaciones hasta el 7 de julio si siguen sin contagiarse, algo que no descartan “por las condiciones que estamos sufriendo”. El Grupo Meliá, al que pertenece el alojamiento, asegura que, por su parte, “la gestión está siendo impecable”, pero declinan hacer más declaraciones por ser una operación a cargo del Govern, que ha aportado cerca de 400.000 euros, entre el alquiler del hotel y la seguridad, según detalla El Mundo.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.


Cómo fue el traslado de urgencia

“Todo empezó con el rumor de que iban a confinar a los estudiantes provenientes de Córdoba, el sábado. De golpe, nos dijeron que todos nos teníamos que q...

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente