Haas confirma a Nikita Mazepin como su primer piloto para 2021

Adam Cooper
·2 min de lectura

Tras semanas de rumores en los que Nikita Mazepin ocupaba el primer lugar entre los candidatos a uno de los dos asientos de Haas, tras la confirmación por parte del equipo de que ni Grosjean, ni Magnussen seguirían en 2021, hoy se ha hecho oficial la llegada del ruso a la Fórmula 1.

Se espera que el piloto ruso tenga como compañero a Mick Schumacher, con una confirmación del volante del alemán que también podría darse esta semana. Esta apuesta por dos novatos, muestra un cambio de dirección significativo, e inevitablemente refleja la necesidad de contar con pilotos que tengan apoyo comercial.

Mazepin es tercero en el campeonato de la Fórmula 2 con solo un fin de semana de competición para concluir el calendario y que se desarrollará en los próximos días en el circuito exterior de Bahréin. Él será el cuarto piloto ruso en competir dentro de la máxima categoría después de Vitaly Petrov, Daniil Kvyat y Sergey Sirotkin.

El joven de 21 años ya ha sido sometido a una amplia preparación para dar el salto a la Fórmula 1 habiendo probado por primera vez con Force India en Silverstone en 2016. También registró kilometraje con el equipo en 2017 y 2018.

Desde 2019 ha mantenido una sociedad con Mercedes, y aunque sólo completó un día de pruebas en un coche actual con el equipo de Brackley - en Barcelona en mayo del año pasado – ha estado rodando de forma extensa en modelos de dos años de antigüedad en varios circuitos de todo el mundo, incluyendo más recientemente en Bahréin y Abu Dhabi. Además de esto ha recibido entrenamiento y asistencia por parte del ex piloto de F1 Stoffel Vandoorne.

En su intervención en el GP de Bahrein del pasado fin de semana, el jefe del equipo, Guenther Steiner, insistió en que el 2021 es un buen momento para contar con pilotos novatos dado que será un año de transición de cara al nuevo reglamento técnico de 2022.

“Si tenemos novatos, creo que el año que viene es un buen momento para traerlos", dijo. “Porque el próximo año el coche no se desarrollará mucho ya que existe una congelación del monoplaza, una homologación, por lo que no se pueden hacer grandes cambios”.

También puedes leer:

El controvertido enfado de Vettel con Leclerc en Bahrein Pique Hamilton-Verstappen ante la posibilidad de no correr Lo que revelan las fotos de la pesadilla de Grosjean y el fuego

“Obviamente podemos hacer modificaciones aerodinámicas, pero el coche no cambiará en sus fundamentos. Así que es un desarrollo, no una nueva planificación. De todos modos, el año que viene nos centraremos en el coche 2022, así que creo que es un año de transición”.

“Es una buena oportunidad para que los novatos entren, comiencen su aprendizaje en la F1, conozcan a la gente que los rodea, saber cómo presentarse en las conferencias de prensa y cosas de ese tipo”.