Exministra de Salud guatemalteca denuncia impericia para abastecer hospitales

Guatemala, 22 may (EFE).- La diputada guatemalteca y exministra de Salud Pública y Asistencia Social (2016-2017), Lucrecia Hernández Mack, denunció este viernes la falta de capacidad del personal administrativo de la cartera sanitaria al no poder adjudicar licitaciones para abastecer hospitales para la atención a la COVID-19.

La exfuncionaria, quien actualmente integra la bancada opositora del Movimiento Semilla (progresista), aseguró que el equipo del Ministerio de Salud "no funciona", arriesgando al personal de salud y "fallándole" a la ciudadanía.

De nueve eventos que había sacado a licitar para comprar millones de insumos, como mascarillas N95 y quirúrgicas, batas descartables, caretas, guantes y trajes de protección personal, entre otros, todos fueron finalizados nulos y solo dos de estos se repitieron en un nuevo evento, para adquirir lentes y caretas.

Hernández Mack aseguró que se trataba de "una tragedia, pues personal de salud seguirá sin insumos ni equipo para su protección personal" e incluso recordó que "ya hay trabajadores de salud contagiados y en cuarentena", por lo que Guatemala cuenta con "menos personal para atender un número cada vez mayor de pacientes".

Según la Procuraduría de los Derechos Humanos, el país centroamericano cuenta con 32 trabajadores de salud de diferentes centros y hospitales contagiados a nivel nacional, aunque el Ministerio de Salud Pública y Asistencia Social, cuyo titular es Hugo Monroy desde el pasado 14 de enero, no han ahondado en información al respecto.

La congresista de Semilla aseguró que en los siete eventos que fueron declarados nulos y que no se repetirán "se presentaron un total de 106 ofertas" y en todos "se dio prórroga para la entrega de documentación y muestras de producto".

Agregó que "en cuatro de los siete eventos e les realizaron modificaciones a las bases e los concursos" y, específicamente, en el evento de los trajes de bioseguridad "se realizaron dos modificaciones, pues las bases estaban mal hechas".

Finalmente, la exministra le sugirió al presidente Alejandro Giammattei que "considere tomar decisiones difíciles y hacer los cambios necesarios", pues "su equipo en el Ministerio de Salud no funciona".

RESPUESTA ESTATAL

Por su parte, el área de comunicación del Ministerio de Salud Pública emitió un pronunciamiento para responder a Hernández Mack, en el que sostuvo que algunos de los proveedores oferentes "no adjuntaron de forma electrónica toda la documentación requerida", como una declaración jurada, su inscripción en el registro sanitario y otros requisitos.

"Además, en el tema de los insumos presentados por parte de los ofertantes muchos de estos no cumplieron con los procedimientos de revisión por lo que fueron descartados", describió el Ministerio de Salud, que aclaró que algunas bases de los concursos fueron trabajados en conjunto con la Fundación Nacional de Empresarios por el Desarrollo (Fundesa).

La cartera sanitaria aseguró que el nuevo procedimiento para la adquisición de los insumos médicos se hará por medio de la compra directa, la cual no puede exceder los 89.000 quetzales (11.573 dólares, aproximadamente).

El país centroamericano ha contabilizado según el último recuento del jueves un total de 2.512 casos de coronavirus, incluidos 48 decesos.

(c) Agencia EFE