El Gobierno intenta ante el Supremo que Clarín no pueda volver a retrasar la aplicación de la Ley de Medios

BUENOS AIRES, 19 (EUROPA PRESS)

El ministro de Justicia argentino, Julio Alak, ha anunciado este miércoles que su Gobierno recurrirá a la figura 'per saltum' para que el Tribunal Supremo se pronuncie sobre la constitucionalidad de la Ley de Medios para evitar que el Grupo Clarín pueda volver a retrasar su aplicación.

El Gobierno notificó el lunes al Grupo Clarín una orden por la cual debía desprenderse de parte de sus licencias para poder cumplir con la norma después de que el juez federal argentino Horacio Alfonso avalase la constitucionalidad de dos polémicos artículos de la Ley de Medios.

Sin embargo, el martes el mismo juez aceptó la apelación de Clarín sobre su decisión y determinó que la constitucionalidad de la ley dependerá directamente de la decisión la Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil y Comercial.

Alak ha indicado que presentará el recurso 'per saltum' ante el Supremo para que sea este organismo el que se manifieste sobre la constitucionalidad de la Ley y los demás tribunales deban acatarlo.

Según la agencia oficial Télam, el ministro de Justicia ha indicado que el Estado se siente "agraviado" por las decisiones de diferentes tribunales de permitir o revocar la aplicación de Ley.

"El Estado pretende con el per saltum una nueva declaración de constitucionalidad de la ley y que cesen las medidas cautelares para una solución definitiva", ha explicado Alak.

La entrada en vigor de todo el articulado del texto legal permitiría a las autoridades argentinas arrebatar al Grupo Clarín, uno de sus más firmes opositores, varios medios de comunicación importantes por no cumplir los requisitos para la concesión de licencias.

La batalla judicial entre el Gobierno y el Grupo Clarín comenzó en 2009, cuando el Congreso aprobó la norma jurídica y el conglomerado mediático acudió a los tribunales de justicia para frenar la aplicación de algunos artículos.

PUBLICIDAD