El "esfuerzo" del Departamento de Socios de Boca para los abonados

La Copa Libertadores es una de las tantas competencias a lo largo del mundo que debieron detener su andar como consecuencia del coronavirus, sin plazos para su regreso, según palabras del propio Alejandro Domínguez, titular de CONMEBOL. Por esta razón, la dirigencia de Boca decidió otorgarle un reconocimiento a los socios abonados.

Teniendo en cuenta que el equipo de Miguel Russo debía jugar el 21 de abril en La Bombonera ante Libertad de Paraguay y el fútbol no se habrá reanudado para esa fecha, el Departamento de Socios anunció, mediante su presidente Alejandro Cosentino, que todos los que hayan renovado su abono mensual hasta el vencimiento de este 31 de marzo no deberán abonar el adicional en el próximo encuentro en condición de local.

De acuerdo al dirigente, la decisión fue de Jorge Amor Ameal y corresponde al esfuerzo que realiza la institución en tiempos de actividad suspendida. Los valores de las entradas oscilaban entre los 500 y los 1000 pesos, de acuerdo al lugar en el estadio.