El gesto de una cajera de un DIA con unos bomberos que enamora a España: "Me salió de dentro"

·4 min de lectura
Mayte Velasco, junto a la brigada de bomberos. (Photo: DIA)
Mayte Velasco, junto a la brigada de bomberos. (Photo: DIA)

Mayte Velasco, junto a la brigada de bomberos. (Photo: DIA)

Mayte Velasco, una cajera de un supermercado DIA de Zamora, protagonizó este martes uno de los gestos del año. Ella, cuando fue a trabajar como todas las mañanas, no sabía que horas después iba a ser uno de los nombres propios tras pagar altruistamente la compra de una brigada de bomberos.

El supermercado llevaba escasos 30 minutos abierto cuando un grupo de 10 bomberos desplazados desde Guardo (Palencia) para combatir los graves incendios que están arrasando la provincia de Zamora entró para comprar comida y bebida para almorzar.

Tras 13 horas de exhausta lucha contra el fuego, habían hecho un parón de cuatro o cinco horas para descansar y recargar algunas fuerzas. Para almorzar algo antes de ir a primera línea de batalla, fueron al DIA a comprar pan, algo de embutido, fiambre, fruta y agua fría.

Sin embargo, cuando fueron a pagar Mayte les invitó. “Iban de dos en dos y les dije que pasaran todos juntos que la compra la iba a pagar yo. Me dijeron que no, que cómo iba a hacerlo y les dije que sí, que pasaran que lo iba a hacer”, afirma esta cajera de 46 años.

Velasco reconoce que los vio entrar con una “cara de cansancio horrorosa” y que le salió del alma. “No se habían ni duchado, iban agotados y esta es la única forma que tengo para echar una mano”, sentencia.

Detrás de ellos estaba Julián Calvo, subdirector en Ibermutua, que fue testigo de los hechos y el autor de la publicación en Linkedin que se ha hecho viral. “Me dijo que él venía de Madrid e incluso me ofreció pagar la compra”.

Mayte, con el ramo de flores que le han comprado los bomberos. (Photo: DIA)
Mayte, con el ramo de flores que le han comprado los bomberos. (Photo: DIA)

Mayte, con el ramo de flores que le han comprado los bomberos. (Photo: DIA)

“Le dije que no, que esta situación es muy grave y el único medio que tengo para ayudar es este. Todos tenemos que arrimar el hombro en una situación como esta”, vuelve a destacar Velasco, que no sabe de cuánto fue la compra que pagó.

“Lo pagué y no lo he mirado. No lo saben ni ellos, ni lo he mirado yo, ni nada. No sé cuánto ha costado. He pagado un almuerzo, no una hipoteca. No me voy a ir a la ruina por hacerlo, ni voy a salir de ella por no hacerlo”, afirma tajante.

Los bomberos le agradecieron mucho el gesto, hasta el punto de que han vuelto este miércoles antes de volver a Palencia para despedirse. Primero le han reiterado su agradecimiento por el gesto y después le han regalado un cesto con una flor. “También me ha llamado la hermana de uno de ellos para agradecérmelo en nombre de todas las familias”, añade.

Velasco, que lleva 23 años como cajera del DIA, confiesa que no tiene ningún familiar trabajando en la lucha contra el fuego y que tampoco conoce a nadie. Lo ha hecho por bondad solidaridad. “No lo había pensado ni nada, me salió de dentro en el momento”, insiste.

Sus compañeras de trabajo y su familia la han felicitado por su gesto, aunque también están descolocadas por la repercusión que ha tenido. “Mi marido al ver la que se había formado me dijo que la que había liado. Mi hijo de ocho años me comentó  que iba a ser famosa por lo que había hecho, pero que le prepara el huevo frito para cenar”, cuenta.

Los bomberos agradecen a Mayte su gesto. (Photo: DIA)
Los bomberos agradecen a Mayte su gesto. (Photo: DIA)

Los bomberos agradecen a Mayte su gesto. (Photo: DIA)

Durante todo el martes más de lo mismo. Desde que se enteró que se había publicado la historia, no pudo ni bañarse tranquila en la piscina con su hijo. “El agua no me mojó de las llamadas”, bromea.

Un mensaje de auxilio

Mayte espera que este gesto y la difusión que está teniendo ayude a concienciar a las instituciones de la importancia de tener el campo limpio de cara al verano para evitar incendios como los de este año.

“El monte hay que limpiarlo en invierno y no en verano. Esta gente igual que está en el verano a las duras, puede estar en el invierno a las maduras. Hay que pagarles y tenerlos contratados”, asegura seria.

Velasco pide a las instituciones autonómicas y al Gobierno central que esto no puede seguir así: “Tienen que trabajar en unas condiciones dignas. Que les llegue maquinaria, trajes, haya estrategias para anticiparse. Se tienen que poner de acuerdo todas las instituciones para poner medios y que esto no siga ocurriendo”.

Como la propia Mayte comenta, en escasos dos meses el fuego ha devorado el 60% de la riqueza natural y paisajística de Zamora. “Si este gesto mueve la conciencia de alguien lo doy por empleado. Ahora hay que esperar a que toque el corazón de las personas adecuadas”, finaliza.

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente