La gastronomía pensada de Benjamín Lana en "Animal cocinero"

·2 min de lectura

San Sebastián, 17 nov (EFE).- Comer, más allá de responder a una necesidad fisiológica, es un acto de reflexión que plantea interrogantes fuera y dentro del ámbito gastronómico. Las que le han surgido durante varios años al periodista Benjamín Lana las ha recopilado en el libro "Animal Cocinero".

Publicado por Abalon Books, inaugura su nueva colección de ensayo gastronómico, Colección Mostaza, y es una selección de entre los 600 artículos que escribió entre 2014 y 2020 en medios de Vocento, cuya División Gastronómica dirige desde 2018.

Fue el dramaturgo, escritor y profesor de Literatura Luis Corrales, que "no sabe mucho de gastronomía", quien se encargó de escoger los 170, ha explicado este miércoles Lana durante su presentación en San Sebastián Gastronomika.

No obstante, ha detallado, "no es un recopilatorio de artículos", también incluye material inédito, y en su conjunto le ha permitido "hablar de la vida con la excusa de la cocina" porque "comer es un acto tan cotidiano" que no se le da casi importancia. "Aunque casi todas las cosas que nos hacen humanos -agrega- tienen que ver con alimentarnos y es lo que practicamos más veces al día".

Frente a una gastronomía actual "vinculada más al espectáculo" por el exhibicionismo en redes sociales, Lana prescinde de las fotos, opta por algunas ilustraciones del Señor García e incluso "encierra" a los cocineros en un solo capítulo porque "la cocina es demasiado importante como para dejársela sólo a los cocineros".

En cambio, escribe sobre "el umami de la palabra", de oficios en vías de extinción como el de afilador, de vinos, de viajes, de quienes sufren los calores de un modesto asador de pollos o del peso de la alimentación en la conservación del planeta.

Pensamientos ordenados en textos "cortos o ultracortos" que "se pueden leer en cualquier orden", ha apuntado Lana, para quien "Animal cocinero" no sólo va dirigido a quienes practican activamente su afición a la gastronomía porque "es un tema que interesa más a la gente que el fútbol porque todo el mundo piensa en comida y tiene una opinión sobre ella".

Del prólogo se encarga el crítico gastronómico José Carlos Capel, para quien Lana se muestra en este ensayo como "un antropólogo, un constumbrista, un vividor que relata sus propias experiencias, desenmascarando errores y comportamientos sociales que saca a la luz de forma muy amena", y del epílogo su colega Ignacio Medina, quien le ha descrito como "un creador de lo cotidiano".

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente