Francia jugará su cuarta final olímpica consecutiva de balonmano

·2 min de lectura
El jugador Nikola Karabatic celebra uno de los goles de Francia en el partido del jueves ante Egipto.

La selección de balonmano masculino de Francia clasificó este jueves para su cuarta final olímpica consecutiva al batir a Egipto por 27-23.

El combinado europeo disputará el sábado el partido por la medalla de oro de los Juegos de Tokio-2020 frente al ganador de la semifinal entre Dinamarca, bicampeona mundial, y España, bicampeona europea.

El equipo francés, liderado este jueves por el portero Vincent Gérard, tratará de sacarse la espina de la derrota en la final de Rio-2016 ante Dinamarca.

"Es fabuloso, todavía no me doy cuenta, son mágicos estos momentos de alegría con el equipo", dijo Nikola Karabatic a France Télévisions.

"Esto es lo más bonito de los deportes de equipo. Los egipcios jugaron y lucharon muy bien. Fuimos capaces de mantener la concentración y elevar nuestro juego en la segunda parte", subrayó.

Esta cuarta medalla consecutiva que garantizó Francia es también la cuarta para los últimos miembros de 'Los Expertos': Nikola Karabatic, Luc Abalo y Michaël Guigou.

Si la escuadra francesa conquista el oro, estos tres emblemáticos jugadores tendrían el mejor historial del balonmano olímpico

De alcanzar un tercer título olímpico, además de la plata de Rio-2016, el trío superaría al portero soviético y después ruso Andrey Lavrov, que ganó tres oros (1988, 1992, 2000) y un bronce (2004).

El jueves, sin embargo, no fueron Karabatic, Abalo o Guigou las figuras, sino el portero Vincent Gérard, quien en el pasado había recibido críticas por sus actuaciones en partidos de trascendencia similar.

Ante Egipto, Gérard realizó posiblemente su mejor actuación con la selección con 17 atajadas (44%), manteniendo a sus compañeros en el partido cuando más atacaba el equipo egipcio.

Karabatic y sus compañeros no pudieron romper el empate hasta después del descanso (16-14), reforzados por el regreso de Hugo Descat, quien sufrió una lesión en el aductor en el último partido de la fase de grupos.

Francia ratifica su condición de potencia olímpica solo un año después de su decepcionante eliminación en la primera ronda del Campeonato Europeo de 2020.

Por su parte Egipto, un país con tradición en el balonmano, no peleará por el oro pero se marcha de Tokio como el primer combinado africano en pisar unas semifinales de los Juegos.

clv/lrb/fbr/ebe/gbv/psr

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente