FOTOS | Dentro de la UCI de un hospital de París en el peor momento de la pandemia en Francia

TresB

Francia ha decretado el toque de queda en París y otras zonas metropolitanas para intentar detener la segunda ola de la pandemia del coronavirus, que está golpeando con fuerza al país galo con récords de contagios (el 15 de octubre se llegaron a superar los 30.000 positivos). La situación empieza a ser muy preocupante en los hospitales, por la creciente presión en los servicios de urgencias y de cuidados intensivos.

El 18% de las camas UCI de Francia están ocupadas por pacientes con Covid-19. Un porcentaje que se eleva hasta el 30% en algunas regiones del país y que, según el ministro de Salud, Olivier Véran, alcanzaría el 85% en menos de dos meses al ritmo actual. El director de la red de hospitales públicos de París, François Crémieux, ha explicado que ya se han tenido que reprogramar un 20% de las operaciones quirúrgicas previstas para las próximas semanas debido a los numerosos enfermos por coronavirus.

El personal sanitario francés asegura estar muy cansado y al borde del colapso y denuncia la paulatina deterioración de sus condiciones de trabajo. Uno de los hospitales en los que se está notando la fuerza de la segunda ola de la pandemia es el Lariboisière de París, donde médicos y enfermeros luchan contra el coronavirus mientras el número de contagios no deja de ascender.

Más historias que te pueden interesar: