(FOTOS) Las minas ilegales amenazan la selva amazónica de Brasil

TresB

Instituciones y organizaciones indígenas llevan alertando desde hace varios años del auge de la minería ilegal en el Amazonas, que está poniendo en peligro zonas protegidas de la selva tropical más grande del mundo. La actividad, además, ha crecido en los últimos tiempos debido a la subida del precio de oro. Un estudio reciente realizado por la Red Amazónica de Información Socioambiental Georreferenciada (RAISG) identificó casi 2.500 sitios mineros ilegales en los seis países a los que pertenece el Amazonas (Brasil, Perú, Bolivia, Colombia, Ecuador y Venezuela).

De todas esas minas ilegales, 453 se encuentran en Brasil. En ellas trabajan personas en condiciones de semiesclavitud, pero los principales responsables del problema son empresarios poderosos que se encargan de dirigir la actividad. En las operaciones policiales que se llevan a cabo para detener la minería ilegal en el Amazonas, los agentes se encargan de destruir las excavadoras y otras máquinas pesadas porque son muy costosas y difíciles de reemplazar.

La minería ilegal en la selva amazónica, que además de oro también busca diamante, casiterita o coltán, contamina el agua de los territorios de indígenas locales y contribuye a la deforestación.

Relacionado: (FOTOS) Los Waiapi, la tribu casi extinta de la Amazonia que planta cara a las compañías mineras