Esta foto inocente es el mejor resumen del drama de las niñas en Afganistán

·3 min de lectura

Tras la vuelta al poder de los talibanes en Afganistán en agosto de 2021, la situación de la población ha ido rápidamente empeorando, teniendo que enfrentarse a graves dificultades económicas, falta de empleo y problemas para conseguir alimento.

Pero, sin duda, las más afectadas por el regreso de las extremistas han sido las mujeres y niñas que están viviendo un enorme retroceso de sus derechos en todos los ámbitos: social, laboral, educativo...

Una niña lee en libro dentro de su casa de Kabul, en Afganistán. (REUTERS/Ali Khara)
Una niña lee en libro dentro de su casa de Kabul, en Afganistán. (REUTERS/Ali Khara)

Por eso, esta instantánea, a priori de lo más inocente, muestra perfectamente el día a día al que se enfrenta este colectivo tan vulnerable en suelo afgano. La foto tiene como protagonista a una niña pequeña leyendo un libro en su casa. Su indumentaria le cubre todo el cuerpo, incluyendo la cabeza, para seguir la sharía o ley islámica que rige en el país.

¿Y por qué esta imagen es tan representativa? Porque es el mejor reflejo de las dificultades que tienen las niñas en Afganistán para poder hacer una actividad tan cotidiana como leer. Ellas solo pueden hacerlo dentro de los muros de su casa, ya que las escuelas femeninas siguen cerradas.

Tal y como revela Amnistía Internacional, el Gobierno talibán decidió el pasado 23 de marzo mantener la prohibición de la reapertura de colegios de secundaria para niñas hasta que se diseñen uniformes escolares acordes a las costumbres y cultura afgana, respetando la sharía.

Esto significa que casi un año después de que los extremistas hayan retornado al poder, las niñas siguen sin tener derecho a la educación, quedando recluidas a los hogares. Una realidad que se muestra muy bien en esta foto de Reuters que acompaña el artículo.

De hecho, esta situación es extensible no únicamente a las niñas, sino también a las mujeres en general. En este sentido, la organización de derechos humanos recuerda que con los talibanes se ha producido un brusco retroceso en los limitados avances logrados con respecto a los derechos de las mujeres.

Uno de los ejemplos más paradigmáticos es que a las mujeres empleadas en ministerios se les ordenó quedarse en casa, mientras que sus compañeros varones reanudaban su actividad. Los informes señalan que en distintos puntos del país se envió al personal laboral femenino a casa o no se les permitió acceder a sus puestos y que se les comunicó que sería sustituido por familiares hombres.

En lo que respecta a abogadas, juezas y fiscales, fueron despedidas de sus empleos y se vieron obligadas a ocultarse ante el peligro de sufrir represalias por parte de los varones que ellas habían condenado y que quedaron en libertad gracias a las autoridades talibanas.

Por tanto, las condiciones para mujeres y niñas han empeorado sensiblemente en el país asiático y no tienen visos de mejorar. Habrá que ver cómo va evolucionando la situación.

EN VÍDEO I Desesperación total en el aeropuerto de Kabul para escapar de Afganistán ante la llegada de los talibanes

Más historias que te pueden interesar:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente