La Fiscalía sostiene que el rey emérito era comisionista internacional, según 'El Mundo'

·3 min de lectura
El rey Juan Carlos sonríe en la recepción del Día de las Fuerzas Armadas de 2014, e el Palacio Real. (Photo: via Associated Press)
El rey Juan Carlos sonríe en la recepción del Día de las Fuerzas Armadas de 2014, e el Palacio Real. (Photo: via Associated Press)

La Fiscalía del Tribunal Supremo ve “indicios” de que la fortuna del rey emérito español, Juan Carlos I, proviene de “comisiones y otras prestaciones de similar carácter en virtud de su intermediación en negocios empresariales internacionales”, según una comisión rogatoria del teniente fiscal del Supremo, Juan Ignacio Campos, a las autoridades suizas, según publicó la pasada noche el diario El Mundo.

Es la primera vez que el Ministerio Público se pronuncia sobre el origen de la fortuna que el rey emérito poseía en paraísos fiscales.

El Mundo explica en su información que Campos, la persona que lidera la investigación junto con el fiscal jefe Anticorrupción, además de Alejandro Luzón y fiscales del Supremo, sostienen que “en estos momentos dispone de elementos indiciarios de que los fondos que son objetos de investigación tienen, entre otras, la referida procedencia ilícita”.

Es por ello que, señala el periódico, se indaga la posible comisión de al menos cuatro delitos: “Blanqueo de capitales, delito contra la Hacienda pública, cohecho y tráfico de influencias”. Esto no quiere decir que se cometieran los delitos, sino a que se están investigando, la posible comisión de los mismos, detalla la información.

La Fiscalía del Supremo, según El Mundo, recuerda a las autoridades suizas en el escrito que tiene en marcha “diligencias de investigación penal” y que en ellas indaga “hechos de ocultación, transformación, transmisión, conversión y/o posesión de fondos” controlados por “Don Juan Carlos de Borbón y Borbón, persona aforada ante el Tribunal Supremo”.

La Cadena SER ahonda en esta exclusiva y explica que se han enviado al menos tres comisiones rogatorias a la Fiscalía de Suiza para que le remitan todos los datos que tengan sobre la Fundacion Zagatka, propiedad del primo del monarca, Álvaro de Orleans, quien sufragó cuantiosos gastos personales del rey emérito.

Esta información se conoce después de que el pasado julio Campos recibiera en Madrid al primer fiscal del cantón de Ginebra, Yves Bertossa, que investiga la transferencia de 100 millones de dólares (64,8 millones de euros) de Arabia Saudí a la fundación Lucum del entonces rey de España, en agosto de 2008. Era la segunda visita, en la que los fiscales de ambos países revisaron documentación y vías de colaboración.

Un año en Emiratos

El rey Juan Carlos permanece desde hace un año Abu Dabi (Emiratos Árabes Unidos), tras irse de España por sus presuntos negocios irregulares en el extranjero, que la Fiscalía del Tribunal Supremo sigue investigando por si pudo cometer algún delito, una vez que dejó de ser inviolable cuando abdicó en junio de 2014.

Las investigaciones de la Fiscalía se centran en varios frentes: el principal, el cobro de 65 millones de euros por presuntas comisiones por las obras del AVE de La Meca, de las que se hizo cargo un consorcio de empresas españolas y que en 2012 donó a la que fue su amiga íntima, Corinna Larsen. También indaga sobre si el rey emérito recibió donaciones no declaradas y si ocultó fondos en paraísos fiscales.

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente