La Fiscalía pide archivar una denuncia de García Egea por revelación de secretos

·3 min de lectura

Madrid, 12 may (EFE).- La Fiscalía ha pedido el archivo de una denuncia del exsecretario general del PP Teodoro García Egea por supuesta revelación de secretos en una información de InfoLibre que publicó una foto con una conversación de whatsapp que mantuvo con el presidente de Murcia, Fernando López Miras.

Dicha foto acompañaba a una información publicada el 7 de junio de 2021 titulada "El presidente de Murcia medió en la operación quirúrgica de un familiar de García Egea: 'La van a programar para el día 20".

La noticia señalaba que los mensajes de móvil que una cámara captó durante un pleno de la Asamblea Regional del 14 de abril muestran que un alto cargo de la Consejería de Salud informó a López Miras sobre la fecha de la intervención.

El Ministerio Público ha remitido un escrito al Juzgado de Instrucción número 18 de Madrid en el que solicita el archivo de la denuncia al no existir "bastantes" indicios para seguir adelante con la investigación relacionada con la publicación de dicha conversación.

En primer lugar la denuncia aludía a la presunta comisión de un delito de revelación de secretos cometido por los encargados de las cámaras del Pleno de la Asamblea Regional de Murcia.

La Fiscalía argumenta que "no es posible acreditar" que las cámaras captasen la imagen del teléfono de Fernando López Miras relativas a la conversación con Teodoro García Egea.

Añade que esa posibilidad queda descartada por el informe técnico sobre los sistemas de grabación de la Asamblea, al explicar que "las tres cámaras tienen unas características y un ángulo de captación de imagen que hace concluir que resulta técnicamente imposible captar la imagen denunciada".

El Ministerio Fiscal señala que tampoco se conoce si las cámaras tienen relación alguna con la periodista denunciada, Alicia Gutiérrez, autora de la información, "no existiendo asimismo testigos, imágenes u otros indicios que acrediten de manera suficiente la presunta participación en los hechos no habiéndose podido determinar persona alguna que pudiera haber captado la imagen".

Recalca que no es posible determinar si la imagen de la conversación de whatsapp fue captada intencionadamente mediante el empleo de artificios técnicos ya fuesen cámaras de televisión, fotográficas, teléfonos móviles o incluso un programa informático.

Agrega que ni siquiera se ha podido acreditar si se trató de una captación casual y por lo tanto no delictiva en origen, "la cual no obstante llegó de algún modo por parte de una fuente no revelada a la periodista".

La Fiscalía subraya que tampoco cabe acreditar "si en caso de que la imagen fuese captada en origen de modo ilícito ello fuera conocido por la periodista y por el responsable legal de la empresa del medio digital, puesto que han manifestado desconocer el modo de captación de la imagen".

Explica que la conducta de la periodista no puede calificarse de antijurídica pues publicó la imagen de la conversación de whatsapp como soporte gráfico de la noticia.

Y pone de manifiesto que el diario digital únicamente publicó la parte de la conversación que reflejaría el contenido de la información "sin aportar otros datos sin interés noticiable y que afectasen a terceros no implicados puesto que, como señaló la periodista, en la noticia no se incluyeron datos que permitieran identificar al paciente".

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente