La fiscalía francesa pide que se rechace una euroorden contra la etarra Sorzábal

París, 18 nov (EFE).- La Fiscalía francesa pidió este miércoles que se rechace una euroorden española para juzgar a la etarra Iratxe Sorzábal por un atentado contra el Palacio de Justicia de San Sebastián en 1996 ya que considera que las pruebas presentadas por la justicia española están "viciadas" por presuntas torturas.

El fiscal de la sala de instrucción del Tribunal de Apelación de París dijo que le "parece razonable pensar que hay dudas" sobre esas pruebas, sobre todo ante las alegaciones de Sorzábal de que fue torturada en marzo de 2001 por la Guardia Civil.

Esa alegación de Sorzábal se refiere a la declaración en la que reconocía haber participado en el atentado del Palacio de Justicia de San Sebastián el 19 de octubre de 1996, por el que está imputada por estragos terroristas y que le podría acarrear una pena de entre 15 y 20 años de cárcel.

La presidenta de la sala de instrucción dio cuenta del informe recibido de la Audiencia Nacional a un suplemento de información que le había solicitado en junio para aclarar varios puntos de la euroorden, como el trámite que se dio a sus denuncias de haber sido torturada y qué otras pruebas hay que la inculpen en ese atentado, más allá de su declaración de 2001.

En su respuesta, la Audiencia Nacional explicó que la etarra había indicado que iba a formalizar esa denuncia, pero dijo no tener información sobre qué ocurrió con ese trámite.

También explicó que otra prueba que vincula a Sorzábal con la colocación de la bomba en el Palacio de Justicia --que causó daños materiales, pero no víctimas personales-- es un documento manuscrito suyo que se encontró en una vivienda clandestina de ETA en la ciudad francesa de Castres en 2002.

El problema, según el fiscal, es que el carácter probatorio de ese manuscrito, dirigido a la dirección de la banda, está "viciado" porque en él la etarra sobre todo contaba los malos tratos de que había sido supuestamente víctima durante su arresto en 2001 y las declaraciones a las que supuestamente le habían forzado con la tortura.

Por parte de la defensa, la abogada Xantiana Cachenaut, además de agradecer el "análisis" del Ministerio Público, consideró "indispensable" que la sala de instrucción eleve este asunto al Tribunal de Justicia de la Unión Europea, sobre todo para que ese manuscrito no pueda servir en el futuro para que se le reprochen nuevos delitos en España.

La sala de instrucción debe pronunciarse sobre este caso el 16 de diciembre.

Sorzábal (49 años) fue detenida en 2015 en el País Vasco francés y está cumpliendo en Francia una condena que debe terminar en 2023.

La justicia francesa ya se ha pronunciado de forma definitiva para su entrega a España cuando eso ocurra por otras tres causas diferentes.

Se trata de un ataque contra el aeropuerto de Alicante el 29 de julio de 1995; la colocación de una carga explosiva en las instalaciones aduaneras de Irún el 8 de octubre de 1995, y otro atentado con bombas junto al Palacio de Justicia de Gijón el 9 de noviembre de 1996.

(c) Agencia EFE