La filtración de declaraciones del ministro iraní quiere enturbiar las negociaciones nucleares, dice Rohani

·2 min de lectura
Hasan Rohani asiste a una reunión gubernamental en Teherán, una imagen divulgada el 28 de abril de 2021 por la presidencia iraní

El presidente iraní, Hasan Rohani, estimó el miércoles que la filtración de una grabación de su ministro de Exteriores, Mohamad Javad Zarif, tiene por fin sembrar "la discordia" en su gobierno cuando se reanudan las negociaciones internacionales para reimpulsar el acuerdo nuclear.

"Ha sido divulgada justo cuando las negociaciones en Viena están bien encaminadas, con el fin de sembrar la discordia dentro" de Irán, dijo Rohani a miembros de su equipo de gobierno, en declaraciones retransmitidas por la televisión.

Los representantes de los países firmantes del acuerdo internacional sobre el programa nuclear iraní están reunidos en Viena desde el martes para intentar salvar el pacto y lograr el retorno de Estados Unidos, que se retiró de manera unilateral en 2018.

"¿Por qué ahora? En mi opinión esta grabación (...) podría haberse publicado hace una semana igualmente", agregó Rohani.

Varios medios de comunicación extranjeros, entre ellos el diario New York Times, publicaron el domingo extractos de una conversación de Zarif, sin especificar cómo los obtuvieron.

Según fragmentos publicados por el diario estadounidense, Zarif dijo: "En la República Islámica, el ámbito militar manda. He sacrificado la diplomacia en aras del campo militar", cuando el "ámbito militar" debería estar "al servicio de la diplomacia".

Sus palabras eran una clara referencia al fallecido general Qassem Soleimani, líder de la Fuerza Qods, encargada de las operaciones exteriores de los Guardianes de la Revolución, el ejército ideológico de Irán. El responsable murió en un ataque estadounidense en Bagdad, en enero de 2020.

La figura de Soleimani sigue rodeada de un halo de devoción en Irán y estas declaraciones de Zarif son muy delicadas y ya provocaron críticas de los sectores más conservadores del país.

El ministro afirmó el miércoles estar a favor de un "ajuste inteligente" entre las esferas militar y diplomática y lamentó que la filtración de una "conversación teóricamente secreta" dé lugar a "disputas internas".

"Lamento mucho que una conversación teóricamente secreta sobre la necesidad de sinergia entre la diplomacia y el campo (militar) se transforme en disputas internas", dijo Zarif.

El martes, el presidente iraní, Hasan Rohani, ordenó una investigación por "conspiración contra el gobierno, el sistema, la integridad de las instituciones nacionales y también contra nuestros intereses nacionales" por este asunto.

amh/kam/dv/bfi/vg/zm-bl/zm