La familia de Sabir conoció su muerte en Ceuta de una manera cruel

·3 min de lectura

Entre el lunes y el martes, miles de personas procedentes de Marruecos cruzaron a nado y como pudieron el espigón y la valla que separan Castillejos de Ceuta alentados por la relajación de la vigilancia parte de las autoridades marroquíes. Miles de personas con nombre y apellidos, con una historia detrás y que buscaban cruzando la frontera una vida mejor. Una de esas historias es la de Sabir Azzouz, un joven de 19 años que no lo consiguió. Murió ahogado y su familia lo ha sabido por una foto recibida en el teléfono móvil.

Sabir es una de las dos víctimas mortales de entre las miles de personas que entre el lunes y el martes cruzaron de Marruecos a Ceuta a nado. (Foto: Diego Radames/Anadolu Agency via Getty Images)
Sabir es una de las dos víctimas mortales de entre las miles de personas que entre el lunes y el martes cruzaron de Marruecos a Ceuta a nado. (Foto: Diego Radames/Anadolu Agency via Getty Images)

Según cuenta El faro de Ceuta, Sabir fue uno de los miles de jóvenes que el pasado lunes, al enterarse de lo que estaba ocurriendo, se lanzó al agua con lo puesto para intentar llegar a suelo español. Él, a diferencia de sus compañeros, no lo logró. Es una de las dos víctimas mortales de esa avalancha de personas que duró dos días y que ha provocado una crisis humanitaria con miles de afectados. Entre ellos, cientos de niños que esperan, solos y en una nave, a poder volver con sus familias al otro lado de la valla.

Se desconoce si el cuerpo de Sabir es el encontrado el pasado lunes o el de la tarde del jueves, pero sí se sabe que procede de una familia de cinco hermanos que intenta asimilar la noticia y la manera en la que la conocieron. Fue a través de una foto enviada a su teléfono móvil como Mohamed, su padre, se enteró de que su hijo no había llegado a tierra firme sano y salvo. 

“Se fue con más amigos al enterarse de que todos pasaban”, ha contado a El faro de Ceuta Mohamed, que vive junto a toda su familia en Castillejos. Ahora esperan a tener noticias de cómo hacer para recuperar el cuerpo de su hijo. Con la frontera cerrada desde el inicio de la pandemia y sin poder cruzar para una identificación en persona, la situación es especialmente complicada. 

El citado medio local señala que desde el Laboratorio de Criminalística de la Policía Judicial de la Guardia Civil ha tomado las huellas de Sabir para pasárselas a Rabat y proceder a la identificación.

Cuando la avalancha de personas comenzó, el joven se encontraba en casa de su abuela en otra localidad y al enterarse volvió a casa “corriendo”. Dejó algunas cosas y se fue directo al Tarajal para cruzar empujado por la idea de poder encontrar al otro lado de la frontera un futuro mejor que el que tenía en Marruecos, donde el cierre del paso del Tarajal 2 justo antes de la pandemia acabó con su fuente de ingresos, el traslado de mercancías con un carro, como señala El faro de Ceuta. El próximo 10 de julio habría cumplido 20 años.

EN VÍDEO | Hallan un cadáver en la playa del Tarajal de Ceuta

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente