La extrema derecha enfrenta a Suecia y Turquía

Turquía suspende la visita del ministro sueco de Defensa por una manifestación de extrema derecha en el país nórdico. La autorización para que la concentración se celebrase en la embajada turca de Estocolmo ha indignado a las autoridades. El objetivo, además, era superar las reticencias de Ankara para que Suecia entrara en la OTAN, un visto bueno que resulta imprescindible para el acceso a la organización transatlántica.

"Como resultado de estos actos viles y atroces contra nuestro presidente, contra Turquía, esperábamos que las autoridades tomaran algunas medidas, y tristemente observamos que no se tomaron medidas", ha dicho Hulusi Akar, ministro turco de Defensa

Las autoridades suecas han justificado el permiso para la protesta por la defensa de la libertad de expresión. El promotor de la manifestación es un extremista de origen sueco-danés llamado Rasmus Paluda, cuyo antillanismo también ha provocado disturbios en la propia Suecia.