Experto cree que a finales de año se habrá salido de la pandemia

·2 min de lectura

Barcelona, 20 jul (EFE).- El jefe de microbiología del Hospital Vall d'Hebron, Tomàs Pumarola, se ha mostrado convencido de que el impacto del virus será mínimo entre los meses de diciembre y enero próximos, por lo que "a finales de año ya podremos decir que hemos salido de la pandemia".

Lo ha hecho este martes en declaraciones a RAC1, donde también ha explicado que para entonces prácticamente el 100 % de la población tendrá algún tipo de anticuerpos, ya sea porque se ha infectado o porque se ha vacunado.

Ha afirmado no conocer "ninguna pandemia que se haya alargado mucho más de dos años", por lo que prevé que esta de COVID-19, cuyo primer caso en España se detectó a finales de enero de 2020 en la isla de La Gomera, está llegando a su fin.

"Seguro que saldrá alguna variante que será más resistente a la vacuna y que puede ser más transmisible", ha advertido, aunque cree que ello no debe alarmar, ya que es algo que también ocurre con virus como la gripe, y "lo estamos provocando nosotros, con nuestra respuesta inmune", ha añadido.

Pumarola se ha mostrado sorprendido y ha calificado como "escalofriantes" las imágenes que llegan de Reino Unido en el primer 'día de libertad', el primero sin restricciones desde el inicio de la pandemia, con discotecas y pubs llenos sin mascarillas y ningún tipo de distancia de seguridad.

Asegura que las consecuencias de la relajación de estas restricciones "se verán en un par de semanas", aunque apunta a que esto no se traducirá en una mayor mortalidad gracias a la eficacia de las vacunas: "Hay mucha transmisión, pero esto no tiene una traducción clara en los ingresos a los hospitales y la mortalidad, y esto es gracias a que tienen el 90 % de la población con una dosis y el 70 % con dos".

También ha opinado sobre el actual protocolo del Departamento de Salud respecto a las personas vacunadas, ya que actualmente quienes cuentan con la pauta completa no tienen que hacer cuarentena ni someterse a una prueba, aunque sean consideradas contacto estrecho de un positivo.

Pumarola considera que es un protocolo que debe ser revisado porque las personas vacunadas, a pesar de contar con una mayor protección, "también se pueden infectar y transmitir el virus, aunque sea en menor medida".

Sobre el uso de la mascarilla, opina que el fin de la obligatoriedad da una falsa "sensación de seguridad", dando a entender "que la pandemia se ha acabado".

Cree que "hay que ser consciente de los riesgos" a la hora de usar este elemento que nos acompaña desde el inicio de la pandemia, y ha recalcado que "ir paseando por la calle solo, sin mascarilla, no supone ningún riesgo".

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente