El experimento que demuestra la importancia de los árboles en tan solo 40 segundos

Javier Peláez
·2 min de lectura

Dos macetas, agua y apenas unos segundos para entender, de manera gráfica y directa, la importancia de la vegetación, especialmente de los árboles. La maceta de la derecha tiene una planta, la maceta de la izquierda tan solo tierra desnuda. Cuando los estudiantes riegan los dos maceteros el agua se desliza rápidamente, sucia y llena de barro, en la maceta sin plantas mientras que el agua procedente de la planta sale más lentamente y mucho más limpia.

Pero hay más. En el video podemos observar que el agua de las macetas puede salir por dos tubos, uno más superficial y un segundo más abajo. El agua que cae en la primera maceta sin plantas sale a borbotones por el tubo superficial, no se infiltra en la tierra y se desliza rápidamente sin penetrar en el suelo. La maceta con plantas libera menos agua porque las raíces retienen una gran parte del líquido y la que termina en el tanque cae desde niveles inferiores por el tubo de abajo. Es un fenómeno conocido como “escorrentía” y la vegetación, los árboles y sobre todo los bosques, reducen sus perjudiciales consecuencias.

Nuestros árboles reducen la erosión, incluyendo la formación de surcos y quebradas durante las lluvias torrenciales. Gracias a su acción se reducen considerablemente las inundaciones y sus perjudiciales efectos. Además, reduce el uso de fertilizantes ya que una menor erosión proporciona una mejor nutrición del suelo.

La importancia de los árboles atrapando el agua y evitando la escorrentía
La importancia de los árboles atrapando el agua y evitando la escorrentía

La escorrentía superficial es una de las principales causas de erosión a nivel mundial. Suele ser particularmente dañina en suelos poco permeables, como los arcillosos, y en zonas con una cubierta vegetal escasa. Cuando llegan las lluvias, los terrenos como el de la maceta sin plantas del video apenas retienen agua, formando cauces de lodo y barro que arrasan con todo a su paso y que aumentan aún más la pobreza del suelo. El proceso de erosión se repite una y otra vez, y reduciendo más y más la capacidad de infiltración del suelo.

El calentamiento global nos está dejando grandes periodos de sequía y altas temperaturas, a las que siguen abundantes precipitaciones en muy poco tiempo. Las estaciones de lluvia cada vez son más breves pero descargan una gran cantidad de agua en poco tiempo. Ante este cambio de patrón nuestra mejor opción para evitar los peligrosos efectos de la escorrentía es utilizar nuestra mejor arma: los árboles y bosques.

Todo esto, explicado visualmente en apenas cuarenta segundos de vídeo.

Más historias interesantes en Yahoo:

Fuentes: El vídeo lo encontré en el twitter de @ParveenKaswan, ingeniero forestal en la India.