Los eurodiputados piden justicia social y respeto al Estado de derecho

·1 min de lectura

La lógica partidista ha regido en las reacciones de los eurodiputados al discurso de Ursula von der Leyen sobre el Estado de la Unión.

Desde el grupo Socialista, la española Iratxe García, ha puesto el énfasis en la fractura social provocada por la pandemia. "La pandemia ha exacerbado las dificultades y las desigualdades de un modelo económico injusto. Los grupos más vulnerables son quienes más han sufrido y quienes siguen sufriendo: ancianos, niños, personal sanitario y de los cuidados, las personas con menos recursos y menos formación, los inmigrantes que además, no olvidemos, corren el riesgo de ser chivos expiatorios de mensajes populistas y xenófobos”, ha recordado durante el debate.

Los Liberales han instado a la presidenta de la Comisión Europea a hacer más para combatir los ataques al Estado de derecho. "En casi todas partes, en Europa, están surgiendo focos de antiliberalismo. Estos focos de antiliberalismo deben ser extinguidos antes de que se propague el fuego", ha dicho Dacian Cioloș, líder del grupo Renovar Europa.

Los Verdes, por su parte, han pedido una transformación más profunda de la sociedad para que la lucha contra el cambio climático eche raíces. "Les recuerdo que la transición ecológica sólo puede ser solidaria. La producción sostenible y justa es más cara. Debemos transformar nuestros sistemas tributarios y sociales para que todos puedan vivir con dignidad", ha explicado su líder Philippe Lamberts.

En general, a lo largo del debate apenas si ha habido polémica. Los eurodiputados parecían ser conscientes de que sólo se podrán abordar los desafíos del futuro desde la cooperación.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente