Estudio de Pfizer/BioNTech indica que tercera dosis de la vacuna neutraliza la variante Ómicron

·4 min de lectura

La nueva variante sudafricana del Covid-19, Ómicron, puede ser contenida especialmente para evitar que desarrolle enfermedades graves, con una tercera dosis de los antídotos actuales contra el virus, según estudios realizados por las farmacéuticas Pfizer y BioNTech. No obstante, ambas compañías trabajan en la adaptación de la vacuna para proteger específicamente contra Ómicron. Se prevé que esta inyección de inmunización estará lista en marzo de 2022.

Una tercera dosis de la vacuna o la aplicación de nuevos antídotos adaptados específicamente contra Ómicron. Estas son las alternativas contra la nueva variante sudafricana, según informaron este 8 de diciembre la farmacéutica estadounidense Pfizer y su par alemana BioNTech, tras nuevos estudios realizados por ambas compañías.

Si bien “dos dosis de la vacuna todavía pueden ofrecer protección contra la enfermedad grave causada por Ómicron, está claro, a partir de estos datos preliminares, que la protección mejora con una tercera dosis de nuestra vacuna (…) explicó Albert Bourla, presidente y director ejecutivo de Pfizer, mediante un comunicado.

Los hallazgos arrojan luz sobre la capacidad de la nueva variante para resistir a la inmunización que ofrecen las vacunas actuales, pero Bourla enfatizó que "una tercera dosis proporciona un nivel de anticuerpos neutralizantes contra Ómicron similar al observado después de dos dosis", contra las variantes anteriores del virus.

Aunque faltan mayores estudios, hasta ahora naciones como Países Bajos o Australia informaron sobre casos de Ómicron en personas completamente vacunadas, pero que mostraron síntomas leves o se encontraban asintomáticas.

De acuerdo con los más recientes datos publicados por la Organización Mundial de la Salud (OMS), la nueva variante, potencialmente más contagiosa, parece no aumentar la gravedad de la enfermedad.

Pero ante la posibilidad de complicaciones, "asegurar que tantas personas como sea posible estén completamente vacunadas con las dos primeras series de dosis y un refuerzo sigue siendo el mejor curso de acción para prevenir la propagación del Covid-19", subrayó Bourla.

Pese a que los fabricantes de la vacuna Pfizer/BioNTech destacan la opción de una "protección mejorada" contra formas graves mediante la tercera dosis, también resaltan que actualmente trabajan para tener lista una nueva vacuna, a partir de la adaptación de su antídoto existente contra el Covid-19, de manera que actúe específicamente contra Ómicron.

Los estudios de Pfizer/BioNTech coinciden con otras investigaciones sobre la resistencia de Ómicron

BioNTech y Pifzer son los primeros fabricantes de las inyecciones de inmunización en publicar una actualización oficial sobre la eficacia de su biológico contra la nueva variante, pero hay otros estudios en esa dirección.

En Alemania, otro equipo de investigadores probó la protección de la vacuna Moderna, y hace una semana este laboratorio indicó que los antídotos ya existentes podrían bajar su nivel de eficacia frente a Ómicron.

"Creo que no hay ninguna posibilidad de que (la eficacia) sea del mismo nivel (...) que tuvimos con (la variante) delta", sostuvo el director ejecutivo de Moderna, Stéphane Bancel, en una entrevista con el diario británico Financial Times.

Asimismo, el Instituto Africano de Investigación en Salud (AHRI por sus siglas en inglés) aseguró el martes 7 de diciembre que "Ómicron escapa en parte a la inmunidad conferida por la vacuna Pfizer".

Su evaluación se enfocó en una docena de personas previamente vacunadas con Pfizer/BioNTech y mostró una reducción en el nivel de anticuerpos efectivos contra la nueva variante.

Ómicron, detectada inicialmente en Sudáfrica el pasado noviembre, ha disparado la alarma mundial por su papel en el aumento de contagios. El Centro Europeo para la Prevención y el Control de Enfermedades reportó el pasado 2 de diciembre que Ómicron causaría la mitad de todos los contagios en Europa en pocos meses.

Desde su detección, y como un efecto dominó, rápidamente las autoridades reportaron casos de este tipo en otras naciones de África, Europa, Asia, Estados Unidos y América Latina.

La OMS clasificó a Ómicron el 26 de noviembre como una "variante de preocupación".

No obstante, el martes 7 de diciembre, el director de emergencias de la Organización Mundial de la Salud, Michael Ryan, dijo que "no hay ninguna razón" para dudar de la protección aportada por los biológicos ante la nueva variante del coronavirus.

Se espera que la adaptación de la vacuna contra Ómicron esté lista para marzo de 2022.

Con Reuters, AFP y EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente