Estudiantes colombianos salen a la calle por novena vez para exigir recursos

1 / 3
Cientos de manifestantes participan en una movilización hoy, en Bogotá (Colombia). EFE

Bogotá, 6 dic (EFE).- Representantes de varios sectores, en su mayoría estudiantes, se agolparon hoy, por novena vez en el año, en las calles colombianas para exigir al Gobierno un mayor presupuesto para las universidades, una jornada menos concurrida en comparación con manifestaciones pasadas y con brotes de violencia aislados.

A diferencias de movilizaciones anteriores, la jornada en Bogotá contó con menos presencia de universitarios, sindicalistas y sectores políticos, quienes partieron de varios sitios de la ciudad para concentrarse en la céntrica Plaza de Bolívar.

"Tenemos que continuar haciendo presión para que el presidente Iván Duque ceda en la mesa de negociación ante esas propuestas que nosotros hemos hecho para financiar adecuadamente a las universidades públicas", manifestó Santiago Fonseca, representante estudiantil al consejo académico de la Universidad Nacional, durante la concentración en Bogotá.

Las movilizaciones de estudiantes comenzaron el pasado 11 de octubre para exigir al Gobierno 3,2 billones de pesos (unos 1.037 millones de dólares) para garantizar el funcionamiento de las universidades públicas del país.

Además, piden 15 billones de pesos (unos 4.861 millones de dólares) para inversión en infraestructura y para saldar "la deuda histórica" que aseguran tiene el país con las universidades.

No obstante, el pasado 26 de octubre el mandatario y los rectores de la universidades firmaron un acuerdo para incrementar gradualmente los recursos para el funcionamiento de la educación superior, aunque el Gobierno no ha logrado llegar a un acuerdo con los líderes estudiantiles.

Fonseca reconoció a Efe que la protesta "no fue tan numerosa como en otras oportunidades" porque muchos universitarios regresaron a sus regiones ante el aplazamiento del semestre.

A pesar de esto consideró que la movilización les deja "un balance positivo porque la comunidad estudiantil y otros sectores apoyan las propuestas que buscan más recursos para que el presidente disponga más recursos para la universidad pública".

Fonseca seguró además que pese a los pronunciamientos, Duque "no ha mostrado voluntad política para solucionar los problemas de la educación y por eso seguiremos movilizándonos".

De igual forma, el representante rechazó los hechos vandálicos que se presentaron en Bogotá porque "desdicen el espíritu de la protesta".

Durante el recorrido hacia la Plaza de Bolívar los estudiantes portaron pancartas en las que se leían mensajes como "Por el rescate de la educación", "La educación pública se respeta" y "Necesitamos menos armas y más universidades".

La manifestación transcurrió, en su mayoría, de forma pacífica pese a algunos brotes de violencia, mostrando un gran contraste con las protestas ocurridas en semanas anteriores cuando incluso al menos ocho policías resultados heridos tras un ataque con una bomba incendiaria.

En Medellín y Cartagena los estudiantes también salieron a las calles en "defensa de la educación pública" y organizaron conciertos a cielo abierto.

A esta movilización se sumaron de nuevo la Central Unitaria de Trabajadores (CUT), la Confederación General del Trabajo (CGT) y la Confederación de Trabajadores de Colombia (CTC), que protestan contra la ley de financiamiento que se tramita en el Congreso.

Asimismo, participó el partido de izquierdas Polo Democrático Alternativo (PDA) contra la reforma tributaria "Duque-Carrasquilla", en alusión al ministro de Hacienda del país, Alberto Carrasquilla.

"Tumbemos la cruel reforma tributaria de Duque y Carrasquilla", pedían los miembros del partido, quienes marcharon con banderas y camisas alusivas al Polo.