Esto es lo que pasa cuando pones a los delfines a ver ‘Bob Esponja’

El contenido televisivo es gustado o al menos de interés, en sus múltiples variantes, a escala global y no solo por los seres humanos: a los delfines, al parecer, también les llaman la atención programas que van desde documentales de la vida natural hasta los dibujos animados del personaje ‘Bob Esponja’.

Los delfines son animales de singular inteligencia y eso ha podido constatarse tanto en su comportamiento en estado salvaje como en cautiverio. Pero en realidad es aún poco lo que se sabe sobre la naturaleza de su pensamiento al tiempo que es claro que es imperativo preservar y respetar a estos mamíferos marinos, al igual que a la vida natural en general.

En ese sentido, el trabajo del centro de asistencia a mamíferos marinos Dolphins Plus Mammal Responder, ubicado en Cayo Largo, Florida, ha contribuido de modo significativo tanto al rescate y la preservación de los delfines y otros mamíferos marinos como a la educación de las personas al respecto y la investigación para conocer más de esos animales, tanto en términos físicos y fisiológicos como en lo conductual.

Un delfín de la especie ‘nariz de botella’ reacciona ante escenas de la serie animada ‘Sponge Bob SquarePants’ que le fueron presentadas en una pantalla de TV colocada frente a una ventana que da al estanque del centro Dolphins Plus Mammal Responder en ayo Largo, Florida. (Captura de video/Science-Dolphins Plus Mammal Responder)

Así, como se comenta en la revista Science, una de las investigaciones de ese centro sin fines de lucro ha consistido en presentar a los delfines contenido de televisión que va desde escenas del océano y la jungla del documental de la vida natural ‘Planet Earth’ hasta episodios de los dibujos animados ‘Sponge Bob SquarePants’.

El objetivo de presentar esos videos, mediante una gran pantalla de TV colocada ante ventanas que permiten mirar al interior del tanque donde nadan los mamíferos marinos, fue medir en interés de esos delfines (16 en total, de dos especies diferentes) en las imágenes presentadas en esos televisores e identificar si tienen una preferencia por escenas de la naturaleza oceánica. También se registró las reacciones y movimientos, y los signos de agresión, que los delfines mostraron al ser expuestos a esas imágenes, indicó Science.

El resultado, con todo, no ayudará a establecer el rating o la popularidad de ‘Bob Esponja’ o de los documentales de la naturaleza ante las audiencias cetáceas, pues al parecer los delfines se mostraron interesados en las imágenes de la televisión sin importar el contenido del que se tratara, aunque algunos machos reaccionaron con mayor agresividad ante ello.

¿Les llamó la atención específicamente a los delfines las imágenes en movimiento, los colores o los sonidos de la televisión? ¿Discernían entre escenas reales de la naturaleza y los dibujos animados? El estudio es solo un primer paso al respecto y ciertamente identificó algunas peculiaridades: los delfines de la especie conocida como de hocico estrecho reaccionaron más ante las imágenes que los de la especie nariz de botella, y en el caso de esta última especie los delfines machos mostraron mayor actividad ante las imágenes.

La conclusión es que este tipo de experimentos con contenido de televisión puede ser útil para conocer más la actividad cognitiva de los delfines y podría proveer una ventana para entender mejor sus formas de pensamiento.

Y aunque presumiblemente no se lanzarán al mercado canales para delfines similares a Dog TV –un canal de cable especialmente creado para entretener a los perros en las casas– la citada investigación es un primer paso para ampliar el conocimiento sobre su inteligencia y, adicionalmente, da la posibilidad de concitar atención y apoyos a la labor de preservación y educación de centros como el de Cayo Largo, que son de gran importancia para la protección de los mamíferos marinos.

Sigue a Jesús Del Toro en Twitter: @JesusDelToro