Esto es todo lo que necesitas en una casa nueva: lista para cualquier videollamada

Mila Fernández
·Editoria Branded Content
·2 min de lectura

Hace un año, nadie podía intuir que el mundo que conocíamos iba a cambiar de manera tan radical. En ocho meses hemos pasado más tiempo en casa que durante toda la adolescencia, ya no salimos atropellados de la cama para llegar puntuales al trabajo y hace meses que no nos abrazamos con nuestros amigos. De los viajes... mejor no hablar.

En este nuevo escenario, nuestras casas también han adquirido otras funciones: en ellas trabajamos, pasamos la tarde jugando en familia y, en las fotos que subimos a nuestras redes sociales, hemos sustituido la playa por la terraza o la ventana.

En este contexto, si ya has tomado la decisión de comprarte una casa nadie te discutirá lo acertado de ella: vas a invertir en calidad de vida y comodidad.

Además, el acierto también es una realidad a la hora de hacer frente a su pago porque este es el momento de dejar atrás los quebraderos de cabeza que supone contratar una hipoteca. Pincha en el simulador de la hipoteca de EVO y entenderás de lo que estamos hablando.

Ahora sí, ha llegado la hora de montar tu casa nueva pensando en esas necesidades que marcan los nuevos tiempos.

1. Un despacho para que lo vean todos

Elige muy bien el lugar en el que va a estar el ordenador, bien iluminado para que des la mejor imagen, y con un fondo chulo que no le pase inadvertido a nadie.

(Photo: El HuffPost)
(Photo: El HuffPost)

2. Un acogedor salón para risas y confidencias

La reuniones online con tus amigos, mejor celebrarlas en un bonito salón, con algún que otro coqueto detalle que llame la atención desde el otro lado de la pantalla.

(Photo: El HuffPost)
(Photo: El HuffPost)

¡Sí! Con lo que vas a ahorrar en comisiones con la hipoteca, puedes comprarte esa pantalla de televisión enorme que seguro será muy aplaudida por tus amigos.

3. Tu zona de ejercicio

Aunque se retomen las clases presenciales, te has aficionado a dar tu clase de yoga online y no crees que vayas a cambiar de mom...

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.