Estados Unidos promete fondos para agilizar el tráfico en los puertos

El Gobierno de Joe Biden anunció una nueva ronda de ayudas federales destinadas a modernizar los puertos comerciales de Estados Unidos, aunque las autoridades admiten que los problemas en la cadena de suministros se extenderán hasta el final de la pandemia.

Una apuesta a corto plazo. Con una economía afectada por los atascos en la cadena de suministros y a un cambio hacia el trabajo a distancia, el presidente Joe Biden espera que los fondos destinados a infraestructuras ayuden a solucionar la crisis.

Los fondos son parte del nuevo programa de acción lanzado por la Casa Blanca en busca de dar impulso a la infraestructura portuaria que no da abasto por los retrasos en la cadena de suministros y la falta de personal. Los fondos cuentan con el respaldo del recientemente aprobado plan de infraestructura.

"El objetivo es hacer que a corto y medio plazo el transporte de bienes desde los puertos a las casas sea más rápido, más eficiente y más respetuoso con el medio ambiente. Realmente se trata de posicionar a EE.UU. para la economía del futuro", dijo Pete Buttigieg, secretario de Transporte estadounidense.

Buttigieg reconoció que "hay una demanda enorme, lo que significa que, a pesar de que nuestros puertos y cadenas de suministro están moviendo más productos que nunca, van a tener problemas para seguir el ritmo".

Biden conversó con los directores de Wal Mart, Target, UPS y FedEx, en busca de encontrar una solución para aliviar los retos de la cadena de suministros mientras los barcos esperan para atracar en algunos de los principales puertos del país.

El puerto de Savannah, en Georgia, recibirá una ayuda de 8 millones de dólares en los próximos 30 días. Allí convertirán varios terrenos en depósitos para contenedores en busca de ganar espacio para este importante puerto de la costa sureste de EE.UU.

Biden viajará este miércoles al puerto de Baltimore para presentar los esfuerzos en la modernización de la red portuaria, con un desembolso estimado de cerca de 4.000 millones de dólares para los siguientes tres meses.

Los problemas empezaron luego de que el mundo relajara las restricciones post Covid-19, lo que generó un fuerte impulso de la demanda de bienes y servicios al que los fabricantes y transportistas no han sido capaces de dar respuesta. El costo de envíos de contenedores se ha incrementado en los últimos meses de 10.000 dólares a más de 20.000.

Con EFE y AP

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente