El espejismo de Pecco Bagnaia es el cuento de nunca acabar de Ducati

·4 min de lectura
Bagnaia sufrió la cuarta caída del año en Sachsenring y dice adiós a casi toda posibilidad de ser campeón  (Photo by Steve Wobser/Getty Images)
Bagnaia sufrió la cuarta caída del año en Sachsenring y dice adiós a casi toda posibilidad de ser campeón (Photo by Steve Wobser/Getty Images)

Tras ganar cuatro de las seis últimas carreras de la temporada pasada, había muchas esperanzas puestas en las opciones de Pecco Bagnaia. El piloto italiano, a bordo de la Ducati, era uno de los claros favoritos para lucharle el título a Fabio Quartararo. Pero este favoritismo ha llegado ya a su fin cuando solo llevamos la mitad de Mundial a pesar de estar claramente encima de la mejor moto de la parrilla.

Ya no empezó de la mejor manera el 2022. La pretemporada no fue tan buena como se esperaba y muchos pilotos Ducati optaron por quedarse con la especificación antigua. No fue la mejor de las soluciones. Bastianini, con un set-up diferente ya ha ganado tres carreras, una más que el piloto referencia de los italianos. Pero es que el problema no es la velocidad. Prueba de ello son sus tres poles además de sus dos victorias. La clave reside en su regularidad.

En diez carreras, Bagnaia ha hecho cuatro ceros por abandono. Todo caídas: la primera en Qatar y más tarde en Francia, Catalunya y la última en Alemania. Quartararo ha ganado solo una más que el italiano, pero siempre ha estado en los puntos. De hecho, de las diez citas que llevamos de Mundial, el francés ha sido primero o segundo en seis. Ahí está la explicación de los 91 puntos que hay entre uno y otro. Un abismo.

Y esto de que Ducati desaproveche la mejor moto no es nada nuevo. Con Andrea Dovizioso, con tres subcampeonatos, y Jorge Lorenzo les pasó lo mismo. Cierto es que en 2017 solo el italiano supo entender lo que pedía la Desmosedici y ganó seis carreras, las mismas que Marc Márquez, campeón de aquel año. Pero en 2018 tanto Andrea como Jorge estaban en la moto más capaz de batir el binomio Honda-Márquez pero tampoco fue posible con la lesión del mallorquín.

BARCELONA, SPAIN - JUNE 5: Francesco ‘Pecco’ Bagnaia’s Ducati on the floor after crashing during the Moto GP of Catalunya at Circuit de Barcelona-Catalunya on June 5, 2022 in Barcelona, Spain. (Photo by Joan Cros Garcia - Corbis/Corbis via Getty Images)
La Ducati de Pecco Bagnaia ha terminado en el suelo hasta en cuatro ocasiones. Foto: Joan Cros Garcia - Corbis/Corbis via Getty Images.

En 2019, el reinado de Márquez llegó a su cúspide y él solo ganó la triple corona sin que nadie fuera capaz de toserle. Pero la gran oportunidad perdida fue sin duda 2020. Con su archienemigo, Marc Márquez, fuera de combate, lo normal sería pensar en que los italianos pasarían a ser la referencia, pero desaprovecharon la oportunidad. Fueron campeones de constructores, pero el de pilotos y equipos se volvió a escapar en el año más irregular que se recuerda en la máxima categoría. El equipo oficial terminó cuarto y la mejor Ducati fue la de Dovi en 4ª posición.

Con una buena base en 2021, este debía ser su año. Como constructores no hay duda de que lo están siendo. Con las motos japonesas en crisis muy profundas, las marcas europeas se están alzando por primera vez con el dominio claro del Mundial. Prueba de ello son los casi 50 puntos que les sacan a la segunda marca en la clasificación, que es Yamaha gracias al trabajo del líder del mundial Fabio Quartararo. Pero es que Ducati cuenta con ocho motos y normalmente están las oficiales, las Pramac Racing y al menos una del equipo Gresini entre los 10 más rápidos. En este sentido, juegan con ventaja y si encima son la moto más completa, no debe ser suficiente para estar contentos

Los objetivos no se están cumpliendo. Solo hace falta ver las caras de los mandamases en Alemania una vez Pecco se fue al suelo. Bagnaia es sexto en el Mundial y como Miller tampoco está haciendo una temporada extraordinaria, el equipo de Borgo Panigale son cuartos a 35 puntos de cabeza. Pueden remontar en el de equipos, pero salvo milagro el de pilotos se les va a escapar con la moto con más prestaciones. Y a pesar de tener varias oportunidades, no ganan un campeonato de pilotos desde Stoner en 2007. Casi nada.

Vídeo | Vettel comprende a Hamilton

Otras historias que te puedan interesar:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente