Especias para luchar contra el colesterol: estas dos deberías usarlas

Un selección de especias dispuestas de forma decorativa
Un selección de especias dispuestas de forma decorativa

Un selección de especias dispuestas de forma decorativa

Más de la mitad de la población en España, según la Fundación del Corazón, batalla cada día para reducir sus niveles de colesterol. El consumo excesivo de comidas grasas y el incremento de la ingesta de alcohol, especialmente durante la Navidad, pueden provocar un aumento significativo de los lípidos en sangre, una de las principales causas del 60% de las enfermedades cardiovasculares.

Hace falta aclarar, antes de nada, que tenemos dos tipos de colesterol: el ‘bueno’ o HDL, cuyos niveles altos son un beneficio para nuestra salud, y el colesterol ‘malo’ o LDL, que es el que se acumula en las arterias y aumenta la posibilidad de sufrir un infarto.

Este último es el caballo de batalla de muchos y muchas que, más allá de las soluciones médicas y la prescipción de medicamentos, buscan remedios para corregir los niveles altos de colesterol ‘malo’ y, de paso, cambiar nuestro estilo de vida.

Un buen inicio puede ser cambiar nuestra dieta. Además de adoptar hábitos de vida saludables (no fumar, no beber alcohol y practicar algún tipo de deportes), la Fundación Española del Corazón recomienda el consumo de alimentos ricos en omega 3 como el salmón, las sardinas o el bonito. En esa lista de alimentos que ayudan a bajar los niveles de colesterol ‘malo’, también aparecendos de las especias más comunes en la gastronomía española: el laurel y el azafrán de hebra.

El azafrán de hebraes, gracias a la crocetina, es capaz de reducir los niveles de triglicéridos y colesterol en sangre, mejora las digestiones y, también, la circulación.

Por su parte, el laurel tiene altas concentraciones de, entre otras, vitamina A, vitamina C o vitamina B6. También es rico en minerales como el calcio, hierro y fósforo. Es capaz de reducir los niveles de colesterol y glucosa en sangre, un ingrediente perfecto para luchar contra el colesterol malo. Además, es muy sencillo de incorporar a infusiones, guisos o para dar cierto sabor al arroz y pastas.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR...