No, España no gasta demasiado en pensiones, aunque te digan lo contrario

El Gobierno ultima los Presupuestos de 2023 y una partida importante de ellos va a corresponder a las pensiones. La ministra de Hacienda, María Jesús Montero, ya ha anunciado que en España van a subir conforme al IPC, lo que significa que el alza se va a situar en aproximadamente en un 8,5%, dependiendo de la inflación que haya en el mes de noviembre.

Una situación que va a obligar al Ejecutivo a realizar una aportación de 2.957 millones de euros al fondo de reserva, con el objetivo de engordar la hucha de las pensiones ante las tensiones de gasto que va a afrontar el sistema.

El gasto en pensiones de España es similar al de otros países de la UE. Foto: Joaquin Corchero/Europa Press via Getty Images.
El gasto en pensiones de España es similar al de otros países de la UE. Foto: Joaquin Corchero/Europa Press via Getty Images.

Esta subida a los pensionistas ha reabierto el debate sobre si España gasta demasiado en esta cuestión. Y solo hay que mirar los datos de Eurostat para obtener la respuesta. Las cifras más recientes son de 2018 y probablemente en este tiempo se hayan modificado algo, pero sirven para reflejar perfectamente la situación española respecto a sus vecinos comunitarios.

Y lo cierto es que España se encuentra en la media europea de gasto en pensiones. Tanto es así que los países de la Unión Europea gastan en promedio un 12,7% de su PIB en pagar las prestaciones, mientras que España se sitúa en el 12,6%.

Comparándolo con los países del entorno, hay hasta seis naciones que gastan más en esta partida. Son los casos de Grecia (16,1%), Italia (15,8%), Francia (14,9%), Austria (14%), Portugal (13,9%) y Finlandia (13,2%), mientras que Bélgica (12,6%) comparte registros con España.

Por debajo se encuentran Dinamarca (12,3%), Países Bajos (12,2%), Alemania (11,8%), Polonia (11,1%), Suecia (10,9%), Croacia (10,2%), Eslovenia (9,8%), Luxemburgo (9,3%), Chipre (9,2%), Eslovaquia (8,4%), República Checa (8,2%), Rumanía (8%), Bulgaria (7,9%), Hungría (7,8%), Estonia (7,6%), Letonia (7,4%), Lituania (7%), Malta (6,9%) e Irlanda (5,3%).

Es decir, aunque España está en la parte alta, lo cierto es que se encuentra en la media europea y tiene números similares a los de algunas de las principales potencias del continente como Francia, Alemania o Italia. Por tanto, el debate no debería estar en el gasto, sino en la sostenibilidad a largo plazo.

La sociedad española es una de las más longevas del mundo, con una esperanza de vida por encima de los 80 años. Las previsiones apuntan a que en 2035 una de cada cuatro personas tendrá más de 65 años, lo que hará, según los expertos, que bajen las prestaciones y aumente la edad de jubilación. Está por ver cuándo se produce esta reforma.

EN VÍDEO I El truco para que comprar la carne y el pescado en Mercadona te salga como mínimo un 50% más barato

Más historias que te pueden interesar: