España debate la baja laboral por dolor menstrual: "He sufrido episodios de acoso y despido"

·4 min de lectura
España debate la baja laboral por dolor menstrual: "He sufrido episodios de acoso y despido"

Irene Aterido lleva desde los 14 años sufriendo dolores muy intensos con la menstruación, hasta el punto de ser incapacitantes. “Nunca me han dado una baja por tener tanto dolor, lo que me decían es que me tomase un ibuprofeno”, cuenta la española a Euronews.

Le diagnosticaron dismenorrea, lo que explicaba el dolor que le impide concentrarse o incluso mantener una conversación, mucho menos trabajar. “Como hay un tabú menstrual, cada vez que pedía una baja tenía que ocultar la verdadera razón”, señala Aterido.

Incluso llegó a perder su trabajo en una fundación, después de solicitar dos días de teletrabajo, cuando el dolor hacía imposible ir a trabajar a la oficina. “He sufrido episodios de acoso, de despido, comentarios del estilo ‘siempre está mala''', apunta. Por todo esto, decidió convertirse en activista y fundar la asociación EndoMadrid.

“Es muy delicado, porque no puedes transmitir a la empresa que dos días al mes no eres apta para este puesto. Con la precariedad laboral que hay, nos tenemos que callar y lo pasamos mal”, añade.

Esto es un problema más común de lo que parece, las cifras señalan que alrededor del 15% de las mujeres sufren un dolor incapacitante en algún momento de su menstruación. Dentro de este grupo están las mujeres que han sido diagnosticadas con endometriosis, como Aterido.

Además, según la Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia, alrededor de un tercio de las mujeres que menstrúan sufren un dolor intenso conocido como dismenorrea.

“Creo que es un derecho que ya tendría que estar reconocido”, comenta. Se refiere al borrador de la ley del aborto que tiene entre manos en Ministerio de Igualdad y que se presentará en el Consejo de Ministros el próximo martes.

Uno de los puntos más polémicos de esta nueva ley es el reconocimiento a las bajas laborales, bajo control médico, por un dolor incapacitante durante la menstruación. Esto convertiría a España en el primer país europeo en permitir una baja laboral por reglas dolorosas.

Un borrador que genera debate

La propuesta de ley introducirá una baja laboral, sin límite de días, para las mujeres que sufren fuertes dolores menstruales. El permiso será asumido por la Seguridad Social desde el primer momento, según ha anunciado la ministra de Igualdad en su cuenta de Twitter, aunque aún quedan detalles de la normativa por dirimir.

"Avanzamos para que ya no sea normal ir al trabajo con dolor y para acabar con el estigma, la vergüenza y el silencio en torno a la regla. Avanzamos en derechos", aseguraba Irene Montero.

La letra pequeña del borrador es lo que está generando polémica en España. El choque entre ministerios ha dividido al Gobierno de coalición, enfrentando a Podemos y el Partido Socialista. Son varios los ministros socialistas que han expresado su preocupación acerca del permiso, consideran que podría ser contraproducente para las mujeres al desanimar a los empresarios a contratarlas.

En declaraciones a los periodistas, la ministra de Economía, Nadia Calviño, señalaba que este Gobierno “cree y está absolutamente comprometido con la igualdad de género y nunca vamos a adoptar medidas que puedan resultar en una estigmatización de las mujeres”.

Cristina Antoñanzas, vicesecretaria de UGT, ha llegado a advertir que la medida podría llegar a estigmatizar. “A largo plazo, quizá pueda ser un hándicap más que tenemos las mujeres para encontrar trabajo. En muchas ocasiones nos han preguntado si vamos a ser madres, ¿el siguiente paso es que nos pregunte si nos duele la regla?”, se pregunta la vicesecretaria.

Por su parte, Carolina Vidal, Secretaria Confederal de Mujeres, Igualdad y Condiciones de Trabajo de Comisiones Obreras, uno de los principales sindicatos españoles, apunta que la medida ayudará a las mujeres.

“Puede que estigmatice, pero también lo hace la maternidad y la lactancia, y es contra eso con lo que tenemos que luchar. Lo que no podemos hacer es ocultarlo”, señala Vidal. “No tenemos por qué acudir con dolor a trabajar o utilizar nuestros días libres, la salud laboral de las mujeres es distinta a las de los hombres”, añade.

En este punto coincide Irene Aterido, “sé que esto penalizará el empleo de las mujeres, igual que la baja maternal, pero es una buena noticia para los casos graves de endometriosis como el mío. Es una legitimación, es importante que se hable de esto”.

Tanto Aterido, como la Secretaria de Igualdad de Comisiones Obreras, cuestionan la falta de acuerdo en el Gobierno. “Existe cierta controversia dentro del Gobierno, que no entendemos y no compartimos”, zanjan desde el sindicato.

“Primero se tiene que diagnosticar la enfermedad y luego se da la baja, de esta forma ¿a cuántas mujeres dejamos de lado?”, cuestiona Vidal. “No entendemos los problemas que se están poniendo desde el Gobierno, Japón lleva años con esta medida y no hay ningún problema”.

Con esta medida, España se convertirá en uno de los pocos países que ofrecen una baja laboral por menstruación dolorosa en el mundo, entre ellos se encuentran Japón, Taiwán, Indonesia, Corea del Sur y Zambia.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente