Precipitaciones persistentes en Andalucía y Ceuta que remitirán por la tarde

Agencia EFE
·3 min de lectura

Madrid, 8 ene (EFE).- Las precipitaciones persistentes que se registran en el sur de Andalucía y Ceuta por el paso de la borrasca Filomena durante los últimos días y que alcanzarán sus intensidades máximas en las horas centrales de este viernes irán amainando a final del día.

Según informa la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) en el aviso especial de hoy, las precipitaciones en el sur de Andalucía y Ceuta tenderán a ir disminuyendo de intensidad conforme la borrasca, que se encuentra en este momento sobre el suroeste del golfo de Cádiz, se desplace con rapidez al resto de la península.

Actualmente, la zona de bajas presiones asociada a esta borrasca se extiende por la mitad sur peninsular y el Mediterráneo occidental y un frente cálido asociado a Filomena comienza a penetrar por el sureste.

Este frente trae consigo un temporal de precipitaciones intensas, en forma de nieve en zonas extensas de la península, así como un temporal de viento y mar.

El temporal de intensas nevadas se debe a la interacción de un flujo del suroeste de aire muy húmedo y relativamente cálido con la masa de aire muy fría en niveles bajos que existe desde hace unas semanas.

Se prevé que estas precipitaciones sean muy fuertes y persistentes, superándose probablemente los 200 litros por metro cuadrado en algunas zona, con rachas de viento muy fuertes en la Costa del Sol y el interior de Málaga.

Las precipitaciones también pueden ser localmente persistentes en puntos del litoral valenciano, mientras en Baleares pueden ser intensas e ir acompañadas de tormenta.

El mal estado de la mar afectará a las costas de Cádiz y del Estrecho y a buena parte del litoral mediterráneo.

El domingo y el lunes habrá todavía probabilidad de algunas lluvias intensas en el sur de Andalucía y Ceuta, debido al acercamiento de una nueva borrasca.

En Canarias, el temporal continúa produciendo rachas de viento que pueden superar los 70-80 kilómetros por hora de forma generalizada, aumentando a 90-100 km/h en medianías y cumbres. El mal estado de la mar continuará con viento de fuerza 6 o 7 y olas de 4-5 metros, tendiendo a mejorar durante el día de hoy.

Asimismo, en estos momentos las lluvias intensas continúan en las islas occidentales y el temporal en Canarias tenderá a remitir al final de mañana.

En cuanto al episodio de nevadas que comenzó ayer en el cuadrante sureste peninsular y algunas zonas del centro, se espera que las intensidades aumenten durante hoy y todo el día de mañana, a medida que las zonas de precipitación se desplacen hacia el norte.

Las nevadas se extenderán sobre toda la mitad norte peninsular -exceptuando la mayor parte de Galicia y el litoral cantábrico- con la cota de nieve que variará de forma importante de norte a sur.

La cota oscilará entre los 800-1200 metros en Andalucía, los 500-1000 en el resto de la mitad sur, los 400-700 en la zona centro y los 200-400 metros en la mitad norte.

Según la Aemet, se prevé que las acumulaciones de nieve más importantes se produzcan en la Comunidad de Madrid, ambas mesetas, los sistemas Central e Ibérico y en el valle del Ebro, con espesores que probablemente alcanzarán los 20 centímetros de forma bastante generalizada e incluso, localmente, sobre todo en el entorno del Sistema Ibérico y zonas montañosas del sureste, los 30-50 centímetros.

Con el alejamiento de la borrasca Filomena hacia el noreste, se espera que el domingo vayan remitiendo las nevadas que han dado lugar a este aviso especial.

A partir del lunes próximo, es probable que se produzca una estabilización general de la atmósfera, pero se mantendrán las temperaturas muy bajas, lo que hará que persista el manto nivoso en amplias zonas de la Península y dará lugar a temperaturas mínimas excepcionalmente bajas.

(c) Agencia EFE