El equipo de Rosetta elige el lugar para el aterrizaje sobre un cometa

Por Victoria Bryan y Tim Hepher
Un equipo de científicos identificó el lunes el punto de la superficie de un cometa, conocido como "Sitio J", donde pretende hacer aterrizar una sonda en lo que sería un hito histórico en su proyecto de una década. En la imagen, científicos y controladores de la misión comprueban los monitores de la sala principal de control de la Agencia Espacial Europea (ESA) en Darmstadt, el 6 de agosto de 2014. REUTERS/Kai Pfaffenbach

Por Victoria Bryan y Tim Hepher

BERLIN/PARIS (Reuters) - Un equipo de científicos identificó el lunes el punto de la superficie de un cometa, conocido como "Sitio J", donde pretende hacer aterrizar una sonda en lo que sería un hito histórico en su proyecto de una década.

La sonda será enviada por la nave Rosetta, que fue lanzada por la Agencia Espacial Europea (ESA) en 2004 y ha estado rastreando al cometa 67P/Churyumov-Gerasimenko en su viaje alrededor del sol.

Científicos esperan que los datos que la sonda recopile sobre la superficie del cometa les permitirán atisbar a través de una cápsula del tiempo astronómica que les ofrecerá pistas sobre el aspecto del mundo cuando nació nuestro sistema solar.

La sonda taladrará más de 20 cm en la superficie del cometa para recopilar muestras para análisis. Estudiando el polvo y el gas del cometa, los científicos esperan aprender más sobre el papel que tuvieron los cometas en el desarrollo de la Tierra y los otros planetas en nuestro sistema solar.

El momento es una parte vital del proceso. Necesitan esperar hasta que el cometa esté lo bastante cerca del sol para que los paneles solares funcionen, pero también deben aterrizar antes de que el aumento de la temperatura provoque que los niveles de actividad del cometa crezcan tanto que pondrían en peligro un aterrizaje seguro.

Han determinado que el aterrizaje está previsto para el 11 de noviembre, cuando el cometa estará a 450 millones de kilómetros del sol.

Rosetta alcanzó el cometa en agosto y desde entonces ha estado transmitiendo imágenes de la masa y su superficie a la tierra. Aunque ahora está 30 km en el interior del cometa, las imágenes no tienen la suficiente resolución para permitir una inspección detallada de su superficie.

"No sabemos el aspecto que tiene el terreno en detalle", dijo Paolo Ferri, jefe de misiones en la ESA, a Reuters antes de anunciarse la decisión sobre el lugar del aterrizaje. "Pero ciertamente no hay una buena pista de aterrizaje. Tenemos que aventurarnos en esto con la cantidad mínima de información".

ATERRIZAJE PRECISO

Conocido como Philae, el módulo con tres patas no debe descender ni demasiado lento ni demasiado rápido, su trayectoria tiene que tener en cuenta la rotación del cometa, tiene que haber suficiente batería después de aterrizar para desplegar sus instrumentos, y el desacoplamiento de la Rosetta tiene que estar perfectamente calculado.

Una vez que la sonda con forma de caja haya aterrizado, el equipo se concentrará en fijar los paneles solares de Philae para que pueda empezar a entregar datos a Rosetta, que continuará orbitando el cometa hasta al menos finales de 2015 y posiblemente más si consigue financiación.

Al usar Yahoo aceptas que Yahoo y sus socios puedan utilizar cookies para personalización y otros fines