Élodie Clouvel, la pentatleta francesa para quien una medalla olímpica de plata no fue suficiente

·4 min de lectura

POR Loïc Durand-. Medallista de plata en los Juegos Olímpicos del 2016, medallista de oro y tres veces medallista de plata en los Campeonatos del Mundo y medallista de plata en los Campeonatos de Europa; éste es el impresionante récord internacional de la pentatleta francesa Élodie Clouvel. Puede que su deporte no sea el más conocido, pero sin duda es uno de los más integrales: el pentatlón moderno. 

Elodie Clouvel posando con su medalla de plata en el 2016. (Photo credit should read BERTRAND GUAY/AFP via Getty Images)
Elodie Clouvel posando con su medalla de plata en el 2016. (Photo credit should read BERTRAND GUAY/AFP via Getty Images)

Para los que no lo conocen, el pentatlón moderno es una combinación de cinco eventos, que son tan diversos como complementarios: esgrima, natación, salto ecuestre, carrera y tiro.

A los 32 años, Élodie Clouvel afrontará su tercera competición olímpica. Y ella es una de las favoritas para ganar. Su objetivo es claro: ser campeona olímpica. "No solo por la medalla, sino por el título, por la trayectoria de 17 años creyendo en esto", explicó en una emotiva entrevista.

Inmersa en el deporte de alto nivel

¿A dónde la ha llevado exactamente este camino? Élodie Clouvel es hija de Pascal y Annick Clouvel, dos deportistas de alto nivel especializados en carreras de larga y media distancia. En otras palabras, estuvo inmersa en el mundo del deporte desde una edad muy temprana. "Tenía mucha energía cuando era una niña y le gustaba probar todo. Queríamos dejarla probar tantas cosas como fuera posible. Entonces, todas esas habilidades que descubrió a una edad temprana le permitieron convertirse en la campeona de pentatlón moderno que es hoy", dijo su padre a Yahoo, con un aire de nostalgia.

Para esta deportista que se inició como nadadora, el momento decisivo llegó en el año 2004, y no fue una casualidad. "La primera vez que me dije a mí misma, 'Voy a estar en los Juegos Olímpicos', fue cuando Laure Manaudou ganó el oro olímpico en Atenas en 2004. Me dije a mí misma: "Quiero lograrlo algún día, quiero ser una campeona también". 

Pero Élodie Clouvel no resultó finalista en las clasificaciones olímpicas de natación del 2008. En ese momento, su entrenador era Philippe Lucas, de quien todavía tiene buenos recuerdos a pesar del nado de 11 millas que él le impuso. "Realmente me moldeó mi forma de pensar, tengo muy buenos recuerdos de eso", dijo en una entrevista con La Dépêche en 2016.

(Photo credit should read TOSHIFUMI KITAMURA/AFP via Getty Images)
(Photo credit should read TOSHIFUMI KITAMURA/AFP via Getty Images)

Un solo objetivo

Se recuperó con fuerza de este revés. La Federación Francesa de Pentatlón Moderno tomó nota de la actuación de Élodie Clouvel y se acercó a la atleta, que mide 1,82 m de estatura. Tuvo que aprender tres disciplinas nuevas que nunca antes había practicado: esgrima, tiro y salto ecuestre. Las dominó rápidamente y se clasificó para el equipo de pentatlón moderno en los Juegos Olímpicos de Londres 2012, después de practicar el deporte durante tan solo tres años. 

Desafortunadamente, como ella nos dijo, los Juegos Olímpicos de Londres simplemente no fueron su momento. "Viví esos juegos un poco como una espectadora. Realmente no logré imponerme". Terminó en el puesto n.º 31. Para ella, no se trataba de dejar las cosas en ese punto. Con coraje y trabajo duro, las recompensas llegarían. ¡Y de qué manera! En 2016, en los Juegos Olímpicos de Río, ganó la medalla de plata, después de terminar 16 puntos detrás de la australiana Chloe Esposito. Esta fue la primera medalla olímpica de Francia en el evento individual de pentatlón moderno.

Elodie Clouvel en Río 2016. (Photo credit should read YASUYOSHI CHIBA/AFP via Getty Images)
Elodie Clouvel en Río 2016. (Photo credit should read YASUYOSHI CHIBA/AFP via Getty Images)

"Yo era una Élodie diferente entonces, cuatro años mayor y más madura. Pude desempeñarme mejor en la competencia, con el nivel que tenía en ese momento. Di todo de mí y quedé en segundo lugar", dice, en vez de asumirlo como una decepción —no haber sido coronada campeona olímpica—. Sin embargo, Élodie Clouvel aún no ha terminado, y ella irá a los Juegos Olímpicos de Tokio con un solo objetivo: ganar el oro.

"Sería un gran logro en mi carrera. He estado entrenando durante 17 años solo para esto, dos veces al día, para ser la campeona olímpica. Creo en eso y me digo que es posible", concluye. Sabremos la respuesta el 6 de agosto. Esperamos poder anunciar buenas noticias acompañadas de una bonita fotografía: una de Élodie Clouvel en lo más alto del podio, con su distintiva sonrisa radiante y una medalla de oro alrededor del cuello.

TAMBIÉN DEBES VER:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente