Se extiende la 'psicosis' por los teléfonos móviles de marcas chinas

Los chinos… esos discretos asiáticos que, sin hacer casi ruido, se están convirtiendo en el imperio económico del siglo XXI. Poco ha poco han ido expandiendo sus productos alrededor del globo gracias principalmente a sus precios bajos: nadie en occidente puede ofrecer productos de una calidad ‘media’ aceptable a costes tan económicos.

Los chinos comenzaron su expansión a este lado del globo con el modelo del ‘todo a 100’ y los restaurantes y continuaron con peluquerías y bares. Nada que enfadase especialmente a los gobiernos de occidente. Estos negocios se han aceptado y normalizado como parte de la sociedad.

Pero llegó la tecnología. La venta de teléfonos móviles y aparatos electrónicos de empresas chinas ocupa creciente del mercado. Y en este caso, muchos países se han puesto nerviosos porque consideran que detrás de las compañías asiáticas esta su gobierno totalitario.

Los jefes de las principales agencias de inteligencia de Estados Unidos han señalado que no aconsejan el uso de celulares inteligentes de las marcas chinas Huawei y ZTE. Los directores de la Agencia Central de Inteligencia (CIA) y la Oficina Federal de Investigaciones (FBI) tienen la sospecha de que pueden utilizar los aparatos que exportan como dispositivos espías.

Foto: Getty

Es tal la psicosis que ya hay varios países que han prohibido el uso de productos de la marca Huawei para el desarrollo de la incipiente nueva tecnología 5G a fin de evitar riesgos. Y no son países cualesquiera: Estados Unidos, Australia y Nueva Zelanda. Por si fuera poco, la firma ha sido puesta bajo evaluación en Alemania, Japón y Corea del Sur.

Huawei defiende su independencia y dice que es una empresa privada. También se ofrece a construir un centro de “evaluación y pruebas” en el que su equipo 5G pueda ser revisado por los gobiernos de otros países.

De momento le ha salido un aliado: Reino Unido. El ejecutivo anglosajón lanzó un comunicado en el que exponía que “los operadores de telecomunicaciones británicos trabajan con Huawei en el país y en el extranjero para garantizar que Reino Unido pueda continuar beneficiándose de la nueva tecnología mientras gestiona los riesgos de seguridad cibernética”.

¿Y España? Puede que sea ahora cuando deba tomar medidas, si estos riesgos (de momento sólo sospechados) son reales. Estar atentos al menos. Nunca se sabe cuándo nos pueden robar los chinos la fórmula para hacer las mejores tortillas de patata.

Artículos relacionados que te pueden interesar:

China construye una “supercomputadora” de 145 millones de dólares

China fabrica un ejército de robots para impulsar su economía

Laotracaradelamoneda

IDNet Noticias