El ejército sirio avanza hacia la ciudad de Jan Sheijun, en Idlib

1 / 2
Rebeldes sirios muestran partes de un avión militar sirio derribado cerca de la ciudad de Jan Sheijún, noroeste de Siria, el 14 de agosto de 2019

Las fuerzas gubernamentales tomaron este jueves varias localidades de la provincia de Idlib, en el noroeste de Siria, controlada por los yihadistas, y se acercan a la ciudad clave de Jan Sheijun con el objetivo de sitiarla, indicó el Observatorio Sirio para los Derechos Humanos (OSDH).

La mayor parte de la provincia de Idlib, al igual que algunos sectores de las provincia limítrofes de Alepo, Hama y Lataquia, escapan al control del presidente sirio Bashar al Asad, ocho años después del inicio del conflicto.

Idlib, controlada mayoritariamente por el grupo yihadista Hayat Tahrir al Sham (HTS, exrama siria de Al Qaida) con presencia de algunos grupos rebeldes, es sometida desde fines de abril a un bombardeo sistemático de la aviación siria y rusa.

En los últimos días, las fuerzas gubernamentales conquistaron varias localidades que estaban controladas por los yihadistas y los rebeldes.

Tras la conquista de cinco localidades, el ejército sirio quedó a tres kilómetros al noroeste de la estratégica ciudad de Jan Sheijun, indicó el OSDH.

Al este, las fuerzas del gobierno sirio están a seis kilómetros e intentan tomar una colina situada cerca de la ciudad, precisó la fuente.

Jan Sheijun se encuentra en la autopista M5, una de las más importantes de Siria, que une Damasco con Alepo (norte), ambas ciudades bajo control del gobierno.

"El objetivo es rodear Jan Sheijun y alcanzar la autopista", afirmó a la AFP el director del OSDH, Rami Abdel Rahman.

El miércoles, un avión de la Fuerza Aérea siria que sobrevolaba la zona al este de Jan Sheijun, fue derribado por los yihadistas, que capturaron al piloto.

El HTS reivindicó el derribo del avión, el primero desde el inicio de los bombardeos contra Idlib.

El grupo yihadista indicó que el avión se estrelló en la localidad de Latamne, a unos kilómetros de Jan Sheijun.

El jueves, el grupo yihadista difundió un vídeo con imágenes de un hombre presentado como el piloto del avión que dice llamarse Mohamad Ahmad Sleiman y ser general de la Fuerza Aérea siria.

En los combates de la noche del miércoles y la mañana del jueves murieron 11 yihadistas y rebeldes y cinco soldados progubernamentales.

Desde fines de abril, cuando comenzó la ofensiva gubernamental en Idlib, unos 1.300 yihadistas y rebeldes y 1.140 soldados gubernamentales murieron, según el OSDH.

Los bombardeos provocaron por otra parte la muerte de 820 civiles y el desplazamiento de 400.000 personas en esta región, de unos tres millones de habitantes, indicó la ONU.

En septiembre de 2018, Turquía, que apoya a los rebeldes, y Rusia, aliado del gobierno, llegaron a un acuerdo para crear una "zona desmilitarizada", que nunca logró aplicarse cabalmente debido a la negativa de los yihadistas de retirarse de los sectores que controlan.

Iniciada en 2011, la guerra en Siria causó más de 370.000 muertos y desplazó a millones de personas.