El brote de ébola del Congo sigue activo un año después y se está acelerando

Personal sanitario luchando contra el brote de ébola en el Congo | imagen REUTERS/Goran Tomasevic

Entre 2014 y 2015 se produjo el brote de ébola más letal de toda la Historia. Por aquellos años todos los medios de comunicación, diariamente, daban cuenta del avance de la pandemia que se cerró con más de 11.000 víctimas mortales. Mucho más silencioso y con menos bombo por parte del periodismo en general, en estos momentos se está produciendo lo que ya es el segundo brote más importante jamás registrado.

En agosto de 2014 publiqué un artículo con las “nociones básicas para entender el brote del virus ébola” que os recomiendo leer ya que explica, de manera sencilla y accesible, cómo ha llegado a los humanos, cuáles son sus síntomas, y sobre todo cómo se transmite entre personas.

Han pasado casi cinco años desde aquel artículo, y volvemos a contactar con D. Ignacio López Goñi, Doctor en Biología y profesor de microbiología y virología en la Universidad de Navarra para revisar lo que está ocurriendo ahora mismo en el Congo y descubrir cómo esta situación es diferente a la que vivimos en 2014 y 2015.

“En aquella época, cuando se empezaba a controlar la epidemia de 2014, yo solía terminar mis conferencias diciendo: la emergencia está finalizando, pero el virus volverá. Aquella pandemia de 2014 y 2015 supuso el mayor brote de ébola de toda la Historia, ahora, más silencioso, con menos presencia mediática pero igual de letal, estamos viviendo el segundo brote en ese funesto ranking”.

Nos encontramos ante la misma cepa que en el anterior brote, la cepa Zaire, con una mortalidad muy elevada. Uno de los elementos que más están contribuyendo a la expansión de este brote son las condiciones de inestabilidad política y social en el país, sobre todo en la zona del norte, que están dificultando el control de la epidemia y el acceso de personal sanitario a esas zonas.

Pero algo ha cambiado desde entonces… ahora tenemos una vacuna contra el ébola, ¿cómo está funcionando en este nuevo brote?

“Desarrollar una vacuna desde cero puede llevar décadas”, explica López Goñi, “sin embargo al tratarse del ébola (un virus que está catalogado como candidato para guerra biológica) esa peligrosidad hizo que ya existieran previamente varios proyectos de vacuna ya en marcha. Laboratorios en Canadá, Estados Unidos o Rusia llevaban ya años trabajando en una vacuna contra el ébola, esto hace que ya existieran varios candidatos firmes en 2014. Lo que realmente se aceleró, por razones humanitarias, fueron los procesos previos (Fase I, II, III)”.

La vacuna tiene una protección elevada, cercana al 90%, y se calcula que se han vacunado unas 100.000 personas… pero no es suficiente. En la República del Congo hay 80 millones de habitantes, por lo que 100.000 vacunados es todavía un porcentaje ínfimo para poder comprobar su efectividad en el terreno. “Además es una vacuna recombinante a la que se introduce una glicoproteína, es decir, no es un proceso sencillo”, añade el profesor Goñi, “por ahora todavía es una vacuna difícil de fabricar y mucho menos a la escala que se necesitaría para un país con tantos habitantes”.

Pero la mayor diferencia entre el brote de 2014 y el actual brote, iniciado el verano pasado, es su dispersión. En una entrevista para El Mundo, la doctora Natalie Roberts, gerente de Emergencias de Médicos Sin Fronteras explica que “en lugar de tener solo un gran epicentro, ahora vemos múltiples grupos pequeños por todas partes, y nos resulta difícil rastrearlos y predecir dónde surgirá el próximo. Es como si estuviéramos corriendo detrás del brote, como si fuera imposible de controlar”.

La República Democrática del Congo reúne todos los elementos que impiden hacer frente a este nuevo brote de manera adecuada. El país sigue inmerso en una guerra que parece no tener fin. El norte del Congo es una región de alta inseguridad donde es imposible asegurar la estabilidad y protección de los equipos sanitarios. Las condiciones sociales, económicas y sanitarias están por los suelos… todo suma para dificultar el control de un brote que ha encendido todas las alarmas entre los expertos.

 

Para saber más del virus ébola, os recomiendo el artículo de 2014: Nociones básicas para entender las noticias sobre el brote de ébola.