EEUU autoriza la incautación de dos aviones de Abramovich por saltarse las sanciones contra Rusia

·2 min de lectura
Abramovich, en la final de la Champions de 2021, que ganó 'su' Chelsea (Photo: Alexander Hassenstein - UEFA via Getty Images)
Abramovich, en la final de la Champions de 2021, que ganó 'su' Chelsea (Photo: Alexander Hassenstein - UEFA via Getty Images)

Abramovich, en la final de la Champions de 2021, que ganó 'su' Chelsea (Photo: Alexander Hassenstein - UEFA via Getty Images)

La guerra le sigue costando cara a Roman Abramovich. El magnate ruso, sancionado ya por la UE y Reino Unido por su “cercanía” a Putin, se ha convertido ahora en blanco de EEUU, cuya Justicia ha autorizado incautarle dos aviones por haber violado las sanciones del país contra Rusia.

El que fuera propietario del Chelsea (ya no como parte de las medidas tomadas por la Unión Europea), ha ejercido de mediador entre Rusia y Ucrania en un intento por acercar posturas.

Sin embargo, la jueza Sarah Cave, del Distrito Sur de Nueva York, dio luz verde a una solicitud del Buró Federal de Investigaciones (FBI) para tomar un avión Boeing 787 y un Gulfstream controlados por Abramóvich, según un documento judicial.

Las autoridades argumentan que el multimillonario, cercano al presidente ruso Vladímir Putin, sacó los aviones de EE.UU. y los envió a Rusia en marzo, tras el inicio de la guerra de Ucrania. Como se trata de aviones fabricados en EE.UU., los fiscales consideran que Abramóvich “reexportó” las naves, sujetas a las restricciones comerciales de Washington contra Moscú, sin obtener una licencia para ello.

El Boeing, que se encuentra en Dubái, está personalizado y valorado en unos 350 millones de dólares, y es considerado uno de los “aviones privados más caros del mundo”, de acuerdo con el documento.

El FBI cree, además, que Abramóvich controla ambas naves a través de un entramado de “empresas pantalla” en las que nombró beneficiarios a sus hijos el pasado febrero.

Abramóvich no forma parte de la lista de oligarcas rusos sancionados en Estados Unidos, pero sí ha sido sancionado por el Gobierno de Reino Unido y la Unión Europea (UE) por su “estrecha relación durante décadas” con Putin.

Este artículo apareció originalmente en El HuffPost y ha sido actualizado.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente